Breves
A más de un mes de la renuncia de José Luís Recchia, el intendente Vuoto sigue analizando quién lo va a reemplazar.
A más de un mes de la renuncia de José Luís Recchia, el intendente Vuoto sigue analizando quién lo va a reemplazar.

Todavía no hay reemplazo para el ex Secretario de Turismo municipal de Ushuaia

A más de un mes de la renuncia de José Luís Recchia, el intendente Vuoto sigue analizando quién lo va a reemplazar. El Secretario de Gobierno aseguró que existe un cariño personal y un reconocimiento a la trayectoria del funcionario saliente, que decidió dejar el cargo “por cuestiones personales”. También se refirió al cambio en la relación con el gobierno provincial y el camino de cooperación mutua iniciado, y lamentó la falta de acompañamiento de los concejales de la oposición para el empréstito destinado a la compra de la planta de asfalto. No obstante adelantó que la decisión política está tomada y el equipamiento se va a adquirir, para seguir capitalizando al municipio y abaratar costos de obras de pavimentación.

Río Grande.- El secretario de Gobierno de la Municipalidad de Ushuaia, Pablo García, se refirió al cambio en la relación con el gobierno provincial y las modificaciones en el gabinete, donde sigue vacante todavía el lugar que dejó José Recchia en el área de Turismo.

Por Radio Universidad 93.5 se le consultó sobre la marcha del Cochocho Vargas y recordó que “desde el primer día cuando el intendente anunció una batería de medidas, estaba incluido el reacondicionamiento del Cochocho Vargas para que sea un polo sanitario, y lo puso a disposición del gobierno de la provincia porque el Ministerio de Salud es el ejecutor de las políticas a llevar adelante. Cuando el gobierno nos solicitó que entreguemos el polo sanitario, así se hizo, y hoy llevan adelante las políticas de la ejecución de los servicios. Les dimos las llaves y ahora ellos llevan adelante toda la operativa dentro del polo”.

Destacó que “la relación con el gobierno de la provincia se viene construyendo de a poco, tuvo tirantez en sus inicios y hubo falta de capacidad para convocarnos a la hora de ser parte de la organización de la ciudad con respecto a la pandemia, pero en estos últimos tiempos se ha ordenado. El intendente Walter Vuoto tuvo un gesto importante en el sentido de ir a visitar al gobernador a la Casa de Gobierno. Hubo charlas con el jefe de gabinete Agustín Tita para lograr ese encuentro y se plasmó con el intendente yendo a visitar al gobernador. A partir de ahí se empezaron a generar algunas acciones en conjunto que son provechosas para los ciudadanos, que es lo que importa a fin de cuentas”, priorizó.

En los más de 1.600 millones invertidos en la pandemia, está incluido el equipamiento del polo sanitario y “hay un tema que vale resaltar, y es que se perdieron de recaudar 1.400 millones este año. La pandemia nos obligó a tener una mirada distinta en cuanto a la utilización de los fondos municipales y bajó terriblemente la recaudación, lo que nos obligó a ajustarnos en todos los sentidos”, dijo.

Respecto del debate del presupuesto, consideró que el puntapié inicial será la sesión del 24 de noviembre. “A partir de ahí va a tener que pasar por distintas comisiones”, señaló.

 

Planta de asfalto

 

En lo que respecta al empréstito de 100 millones que solicitó el Ejecutivo al Concejo para equipar al Municipio con una planta de asfalto, dijo que “eso pasó a comisión y todavía se está trabajando. Se utilizó como herramienta política para marcar diferencias entre oficialismo y oposición, y fue muy triste porque está muy claro que la municipalidad necesita encarar de esta forma la compra de maquinarias para dar un buen servicio a un costo mucho más bajo. Terminó derivando en discusiones que no son positivas para nadie y quedó trunco. Los concejales opositores tomaron una postura muy fuerte, cuando la discusión era sólida y conducente a dar un buen servicio, pero mostraron diferencias de público conocimiento. El intendente fue muy claro y dijo que lo vamos a hacer con el acompañamiento de la oposición o sin su acompañamiento. De hecho ya hemos estado recibiendo maquinarias, el trabajo se está haciendo, Ushuaia volvió a reactivar la obra pública y las cosas se van a hacer igual”, afirmó.

“Por supuesto en este contexto de pandemia, donde baja la recaudación, hubiera sido muy bueno si nos hubieran acompañado. De todas maneras lo vamos a hacer igual, el intendente está muy convencido y tiene las herramientas para hacerlo. Esto no nos va a frenar”, sentenció el secretario.

 

Cambios en el gabinete

 

Además de la Secretaría de Finanzas, hubo cambios en la Secretaría de Cultura y se espera conocer quién ocupará la de Turismo. “Todavía no puedo dar esa respuesta porque el intendente tiene una carpeta de opciones. Hay una cuestión que es real, nosotros nos hemos sumado a un proyecto del intendente, que ganó por más del 54% de los votos. La aceptación de la sociedad es muy alta y eso levanta mucho la vara. Todo el gabinete le hemos dicho que somos jugadores y cuando él necesita que alguno salga y entre otro, así va a ser. Se busca que él tenga éxito en la ciudad y que Ushuaia siga creciendo. Estos cambios hacia afuera pueden resonar, pero para nosotros es normal y parte de la dinámica de la política ejecutiva que se tiene que llevar adelante”, expresó.

Consultado puntualmente acerca de qué ocurrió con Recchia, que tiene vasta experiencia en turismo, dijo que “hubo una charla, yo lo conozco hace muchísimos años. En una charla privada entendieron que era mejor dar este paso al costado, y no tiene que ver con una cuestión de capacidad ni de diferencias de criterio, sino con una cuestión personal. Mantenemos el mismo diálogo y Pepe es un amigo de la casa”.

Pasó un mes de su salida y se ha demorado el reemplazo: “Todos son importantes pero ninguno es indispensable. Todavía ese lugar no ha sido ocupado como ocurrió en otras secretarías, por la importancia de él en la Secretaría de Turismo, la valoración que se le tenía y el trabajo que ha llevado adelante, más allá de que le tocó debutar en medio de una pandemia. Son cuestiones personales y no me corresponde decirlas, que llevaron a que deje su cargo”, manifestó.

“El intendente tiene una muy alta consideración por Pepe, es una persona a la que quiere mucho y hay un cariño que los une. Entendemos que rápidamente debe ser cubierto ese lugar, pero Pepe ha sido muy importante”, remarcó.

 

Acompañamiento privado

 

García también destacó la relación del intendente con el sector privado: “La responsabilidad empresarial es algo que el intendente ha charlado y sigue charlando con todas las empresas que trabajan con la municipalidad. La responsabilidad empresaria continúa y hay que resaltar la predisposición de la parte privada en este contexto. Es la única manera de salir adelante y hoy más que nunca las empresas de la obra pública son las que pueden generar un oxígeno financiero en la ciudad. Son fundamentales, al igual que el resto. El intendente tiene excelente relación con todas estas empresas y, cuando  los ha convocado para pedirles que acompañen, han estado y eso es muy valorable. Lo fundamental es que generó confianza en su primera gestión, luego de tener quebrados todos los créditos. No hay que olvidar que en los cuatro años de macrismo a Ushuaia no llegaba ni un tornillo. Además hubo una diferencia de criterios con la ex gobernadora los dos primeros años. Es bueno reconocer la capacidad y la impronta de Vuoto como dirigente, porque no tenía ni pan ni agua y así y todo cambió la imagen de Ushuaia. Hoy se vive una situación totalmente distinta, porque la ciudad estaba dinamitada. Antes de la pandemia ya entendió que teníamos que prepararnos para todo el año, no sólo con el polo sanitario sino con el resto de las medidas. Fue criticado por el tapabocas, se nos dijo de todo, pero era parte de una proyección hacia adelante. Nos pasó con el alcohol sanitizante, porque dijeron que estábamos vendiendo humo y nada más lejos de la realidad. El tiempo demostró que todas estas medidas eran necesarias”, concluyó.