Breves
Se llevó adelante en la Casa de la Cultura de esta ciudad, un homenaje al apasionado de la cultura nacional y las tradiciones argentinas, Profesor Víctor Hugo Fernández.
Se llevó adelante en la Casa de la Cultura de esta ciudad, un homenaje al apasionado de la cultura nacional y las tradiciones argentinas, Profesor Víctor Hugo Fernández.

Sentido homenaje al maestro Víctor Hugo Fernández

Días pasados se realizó la muestra final anual de la Escuela de Danzas Atahualpa en la Casa de la Cultura oportunidad en que se presentó el Ballet Río Grande, creado por el extinto profesor Víctor Hugo Fernández, oportunidad en el que se impuso su nombre al escenario de dicha casa. El evento fue declarado de Interés municipal por el Concejo Deliberante de Río Grande. La Profesora Cora Itatí Leguina, compañera del Maestro, recibió la distinción.

 

Río Grande.- Se llevó adelante en la Casa de la Cultura de esta ciudad, un homenaje al apasionado de la cultura nacional y las tradiciones argentinas, Profesor Víctor Hugo Fernández.

El evento estuvo a cargo de la escuela de danzas “Atahualpa” que presentó el cierre de las actividades que se llevaron adelante durante todo el año y que fueron promovidas desde hace más de 20 años por el mismo Víctor Hugo Fernández junto a su compañera Cora Itatí Leguina.

El homenaje fue declarado de Interés Municipal por el Concejo Deliberante de esta ciudad con el decreto que lleva el N°267/2018 y que cuenta con la firma del presidente del Cuerpo, concejal Alejandro Nogar.

En la oportunidad quien recibió la distinción fue la profesora de danzas Cora Itaí Leguina quien fue compañera de Víctor Hugo Fernández y quien actualmente está a cargo de la Escuela de Danzas Atahualpa.

En el mismo acto, se bautizó al escenario de la Casa de la Cultura de esta ciudad con el nombre de Víctor Hugo Fernández lo que constituye un verdadero homenaje a una persona que vivió para que la danza folklórica de Río Grande sea conocida en todo el país y en distintas partes del mundo.

 

Un gran puesta en escena

 

El espectáculo contó con tres presentaciones del ballet en donde se mostraron las coreografías y puestas escénicas del profesor.

Fueron tres entradas donde la apertura estuvo a cargo de la zamba “La Tempranera”, y un escondido que se hacía hace más de 20 años y que fue retomado para esta ocasión.

La segunda entrada se hizo Camino de las Llamas y La cueca larga, de Markama que también es un espectáculo de muchos años y el cierre fue la presentación de la obra “Pies descalzos” que fue la última obra de Víctor Hugo Fernández.

 

La huella del Profesor

 

La Escuela de Danzas, por su parte también realizaron tres entradas. La primera correspondiente al grupo jardincito que son alumnas que tienen entre 2 y 6 años y que quisieron representar una danza relacionada a la Navidad.

La segunda entrada fue un cuadro integral de alumnos de los grupos iniciantes que se denomina “Noche de Paz” y que fue interpretado por niños que comenzaron a bailar este año con la colaboración de los varones del grupo juvenil quienes apoyaron y apuntalaron a los más pequeños.

Finalmente, la última entrada el cierre fue con el “Baile de las Cintas” en donde los artistas armaron un gran árbol de Navidad que fue ovacionado por los presentes.

El último grupo de la Escuela de Danzas Atahualpa presentó un cuadro diferente de la leyenda de “Telesita”.

 

Un escenario diverso

 

En el escenario se pudo ver a 15 bailarines de distintas generaciones que trabajaron con Víctor Hugo en los últimos 20 años más los artistas que ayudaron y colaboraron de manera desinteresada.

Hubo en el escenario alumnas del Conservatorio del Sur que está a cargo de Mabel Carrillo ya que ellas quisieron estar presentes en el homenaje ya que Víctor Hugo brindó clases de folklore a las alumnas de ese Conservatorio.

Alejandro Badilla también fue parte de este homenaje quien es uno de los artistas que compartió diversos eventos con Víctor Hugo.

Facundo Argüello, amigo personal del Maestro, junto con un grupo de artistas invitados, también formaron parte del homenaje al Profesor riograndense.

El último músico invitado para esta ocasión fue Miguel Ángel Pereyra quien también era amigo personal de Víctor Hugo.

 

El inicio

 

La gran trayectoria de Víctor Hugo Fernández data de muchos años pero quizás, su gran aporte inicial fue el de haber fundado el primer Ballet Municipal de la ciudad de Río Grande que se conformó en 1985 y que hoy día sigue representando a la provincia en distintas latitudes del país y del mundo como España, Portugal, Suecia, Francia y Chile.

En alguna oportunidad, su director, el profesor Víctor Hugo Fernández había confiado sentirse muy orgulloso “de compartir ya tres décadas trabajando con la danza en Tierra del Fuego, desde aquella primera vez que nos trajo la Municipalidad de Río Grande a conformar principalmente el primer ballet municipal”.