Breves
El legislador del bloque UCR Federico Sciurano planteó la necesidad de modificar los requisitos que se están solicitando desde el Ministerio de la Producción para que los fondos que destinó la Legislatura por la ley de emergencia lleguen efectivamente a la gente.
El legislador del bloque UCR Federico Sciurano planteó la necesidad de modificar los requisitos que se están solicitando desde el Ministerio de la Producción para que los fondos que destinó la Legislatura por la ley de emergencia lleguen efectivamente a la gente.

Sciurano pide cambios ante las dificultades para acceder al programa PROGRESO

El legislador radical Federico Sciurano planteó la necesidad de revisar los requisitos y realizar las modificaciones necesarias porque “el objetivo no se ha cumplido”. Espera que en las próximas semanas “estos 150 millones que se han entregado se incrementen notoriamente”, porque los dos mil millones que aprobó la Legislatura para asistir al sector privado “deben llegar a la gente”. Aseguró que “se percibe voluntad de escuchar el reclamo de la calle” de parte del Ministerio de la Producción, con quien el bloque ha mantenido varias charlas informales. De ser necesario la Legislatura hará adecuaciones a la ley, y se tendería a reforzar la opción del subsidio, ante la dificultad del sector privado para acceder al crédito.

Río Grande.- El legislador del bloque UCR Federico Sciurano planteó la necesidad de modificar los requisitos que se están solicitando desde el Ministerio de la Producción para que los fondos que destinó la Legislatura por la ley de emergencia lleguen efectivamente a la gente.

El informe elevado el pasado viernes puso al descubierto que sólo se entregaron 150 millones de los dos mil disponibles, en un lapso de dos mees. “Creo que uno de los aciertos que tiene la ley de emergencia es el envío del informe bimestral, para poder cada dos meses poner en contexto un resumen de cómo se viene llevando adelante el programa. El objetivo de este programa es el sostenimiento del empleo en la actividad privada, porque son 45 mil personas que en Tierra de Fuego dependen específicamente del sector privado. El Estado discutió un plan de emergencia para el privado, que no tiene antecedentes en la provincia. Este relevamiento bimestral está permitiendo empezar a reconocer algunos síntomas. Quizás un préstamo era una buena alternativa cuando pensábamos que la pandemia iba a tener la actividad paralizada por tres o cuatro meses, y por eso hablar de un plazo de gracia de seis a nueve meses parecía razonable para que la actividad pudiera retomarse. En realidad hoy lo que estamos encontrando es que tienen que empezar a pagar cuando la actividad todavía no se reinició”, dijo por FM La Isla.

“Ese es el primer diagnóstico, y hay que repensar la figura del subsidio, porque hoy ya no es un problema financiero sino económico. La situación económica necesita otro tipo de asistencia, que es el subsidio no reintegrable. Ese es otro de los diagnósticos que surgen de este primer informe que manda el Ministerio de Producción”, expresó el legislador.

“Evidentemente empieza a aparecer que los requisitos que pide el Ministerio para otorgar las ayudas solicitadas no son necesarios o son difíciles de obtener. En uno de los requisitos preguntan qué ventas se proyectan para los próximos dos años y eso no tiene respuesta, porque es un momento en que todos están tratando de sobrevivir. La gente no puede pensar cuánto va a estar facturando el año que viene y el próximo”, señaló.

“Con Liliana Martínez Allende hemos tenido llamados informales con la ministra Castiglione, con la intención de dar una mano, porque queremos que el objetivo de la ley se cumpla. Esta ley fue pensada para ayudar a todo el sector de la actividad económica privada y estamos tratando de tender los puentes necesarios, más allá de poner una palabra crítica como sector de la oposición”, dijo.

Priorizó “el objetivo final, que la gente pueda recibir este acompañamiento, y hemos estado charlando informalmente varias veces con el Ministerio, transmitiendo casos puntuales, hablando de situaciones particulares para que el sector productivo pueda acceder. Los planteos que hemos estado haciendo tienen que ver con los requisitos que se solicitan, para que no terminen siendo un problema. La intención es que se pueda avanzar y prosperar”.

“Hay un paquete de dos mil millones de pesos que planteó la Legislatura en la ley que sancionó y evidentemente cuando se ve el dato duro de lo que traduce el informe que se envió a la Legislatura, hay un camino por recorrer para que esos dos mil millones de pesos lleguen en el mediano plazo a las empresas y las personas, los cuentapropistas, los profesionales, que viven de su trabajo, que tienen personal contratado y no saben cómo pagar los sueldos o los alquileres”, subrayó.

“Siendo de otra fuerza política, yo hago un reconocimiento al gobierno nacional, que ha generado un plan que ayuda a pagar los sueldos del sector privado y que claramente ha tenido un impacto muy importante para poder conservar el empleo. Yendo al tema provincial, más allá de la crítica, hay que ver cómo podemos agilizar esos procesos desde que el vecino pide la ayuda hasta que termina llegando, y ver cuándo el préstamo no es suficiente para dar una solución determinada”, observó.

“En el caso de que un préstamo sea la alternativa, hay que ver cuál es el plazo de gracia que debería haber para poder empezar a pagar las cuotas”, dijo, con la expectativa de que se pueda extender ese plazo.

 

Devolución de la comisión de seguimiento

 

Si bien Sciurano aclaró que no integra la comisión de seguimiento de la ley de emergencia, sino que está Liliana Martínez Allende representando al radicalismo, “estamos comunicados todo el día para hablar de varios temas y de este también. La comisión de seguimiento va a hacer una devolución del informe y, por las charlas que estuve teniendo, hay que empezar a modificar los requisitos para que estén más en sintonía con la realidad”, sentenció.

“El ministerio lo que nos transmite como bloque de la oposición es que está la voluntad de que la plata llegue a los sectores que lo están necesitando. Obviamente hay que reevaluar el limitante del subsidio y el limitante del crédito, para que el sector del trabajo no pierda capacidad productiva y que podamos sostener el empleo hasta que termine la pandemia”, dijo.

“Lo que percibimos es una voluntad de escuchar el reclamo que surge de la calle, de la gente que está en la actividad, ir generando las modificaciones que sean necesarias y desde la Legislatura estamos todos dispuestos a generar las modificaciones que sean necesarias para que estos dos mil millones de pesos terminen llegando a las personas que lo necesitan”, adelantó.

“Puede ser a través de un crédito blando, con tasas adecuadas y plazos adecuados, o bien incrementar la herramienta del subsidio. Cuando nosotros presentamos nuestro proyecto de ley donde sosteníamos que la forma de financiarnos era a través de los dólares depositados en la provincia, nos dijeron que no se podía, pero después se pudo. Hoy es la herramienta que tenemos a disposición. En aquel momento yo decía que a aquellas personas que no podamos asistir, luego las vamos a tener que contener en el ministerio de Desarrollo Humano, porque es gente que no va a tener de qué vivir”, recordó.

Consideró “mucho más inteligente poder sostener la estructura productiva, con dificultades pero de pie, hasta que vuelva a funcionar, a dejar que todo se caiga a pedazos. La gente está pidiendo que la ayudemos hoy y la expectativa es que se vayan generando las modificaciones que sean necesarias para sostener el empleo, que es la gran motivación que tenemos todos”, insistió.

 

Reclamo del sector de turismo y gastronómicos

 

Con respecto al reclamo puntual de los sectores vinculados con el turismo, señaló que “el turismo y la gastronomía están muy atados uno a otro. Una enseñanza que nos va a quedar cuando esto termine es el nivel de incidencia que tiene el turista en nuestra economía, sobre todo en Ushuaia y algo en Tolhuin. Los sectores productivos de Ushuaia están sintiendo claramente la necesidad de valorar, respetar e invertir en esto que le da trabajo a muchas familias. Hablamos de más de 15 mil familias que viven directamente de la actividad turística, que desapareció. Esto ha hecho que el sector gastronómico también esté muy golpeado y necesite de una ayuda contundente para poder subsistir y tener las puertas abiertas”.

“Hay varios negocios gastronómicos y no gastronómicos que ya lamentablemente han cerrado y esto es gente que ha quedado sin trabajo. Tenemos que evitar que esto siga avanzando. El grupo de gastronómicos autoconvocados hoy está haciendo un planteo específico para tener una reunión con el gobernador y no han tenido una respuesta. Tampoco han tenido una reunión directa con la Legislatura pero nosotros estamos atentos y conocemos la situación, porque además han hecho solicitadas en los medios de comunicación”, dijo.

“El sector turístico es el más golpeado y se están generando planes específicos. El Ministerio de Producción da estos nueve meses de gracia para empezar a pagar el crédito y está sostenido en la situación de la actividad turística, pero esto es algo muy dinámico y todos estamos atentos a las necesidades que puedan surgir. Todos los bloques de la Legislatura estamos a disposición, hay sectores formales e individuos que se comunican con nosotros y desde el lugar en que estamos tratamos de tender puentes para que puedan tener la contención que están necesitando”, expresó.

 

Informe aplazado

 

Lo cierto es que, a la luz del informe tanto del banco como del ministerio, “claramente el objetivo no está cumplido. La Legislatura tomó una buena decisión cuando pidió este informe bimestral, y en un tiempo podremos reevaluar los datos y los cambios. Estos 150 millones que se han entregado hasta la fecha es un número que tiene que incrementarse notoriamente y tenemos que encontrar una modificación sustancial en las próximas semanas”, concluyó Sciurano.