Breves
El concejal Paulino Rossi confirmó ayer que no participará de las PASO, y tampoco lo hará el diputado Héctor Stefani, luego de la decisión de la Cámara Electoral Nacional en contra de la apelación presentada.
El concejal Paulino Rossi confirmó ayer que no participará de las PASO, y tampoco lo hará el diputado Héctor Stefani, luego de la decisión de la Cámara Electoral Nacional en contra de la apelación presentada.

Rossi y Stefani se bajaron y dan un PASO al costado

El precandidato a diputado por Juntos por el Cambio confirmó la decisión de desistir de participar en las primarias, y hoy lo comunicará formalmente a la justicia electoral junto al diputado Stefani. Cuestionó que las autoridades nacionales no permitan que “el presidente del PRO y el vicepresidente de la UCR” lleven la boleta presidencial, y advirtió que no están aprendiendo de los errores, luego de la derrota en la provincia. Sin representación en los municipio ni en los concejos, y con un bloque menguado en la Legislatura, llegó el momento de pasar a cuarteles de invierno y el radical decidió decir “basta”. Lamentó que “no aprendimos del resultado de la última elección, que fue producto de haber hecho muy mal las cosas” y avizoró una elección “muy difícil” para la lista oficialista de Blanco y Frigerio. “Cuando se toman decisiones a tres mil kilómetros se pierde contacto con lo que necesita el electorado local”, sentenció.

Río Grande.- El concejal Paulino Rossi confirmó ayer por FM La Isla que no participará de las PASO, y tampoco lo hará el diputado Héctor Stefani, luego de la decisión de la Cámara Electoral Nacional en contra de la apelación presentada.

Los hasta ayer precandidatos a senador y diputado por Juntos por el Cambio habían recurrido a la justicia ante la decisión de las autoridades de la alianza nacional de no permitir que llevaran la boleta presidencial, pero la respuesta judicial se centró en la decisión del apoderado de habilitar la boleta larga solamente a la dupla Blanco-Frigerio.

Por FM La Isla, el vicepresidente de la UCR fueguina cargó contra la desventaja en que quedaban ubicados con el presidente del PRO “Tito” Stefani, por decisión de su propio espacio político, y anunció que hoy comunicarán formalmente que se bajan de las PASO. “Estábamos esperando el fallo de la Cámara, y la posibilidad de participar en las PASO se ha desnaturalizado con este requisito de que se necesita la autorización del apoderado nacional para llevar la boleta presidencial. Justamente la participación se garantiza en igualdad de condiciones, de lo contrario, no es una interna”, dijo.

“Hemos salido muy golpeados de la última elección y me parece que va a ser muy difícil reconstruir el espacio. Lamentablemente las divisiones internas nos llevaron a esta situación y, si hay una decisión tomada en Buenos Aires de acompañar un solo candidato, dejando de lado al presidente del PRO y el vicepresidente de la UCR, uno tiene que saber decir basta”, enfatizó.

Hoy van a notificar “oficialmente a la justicia que en estas condiciones no vamos a participar. Esto atenta contra el espíritu democrático de las PASO, porque no solamente no se puede participar internamente en el espacio al no haber internas propias, sino que se ha generado este híbrido y no me parece bueno que participemos en estas condiciones”, expuso.

“Esto ha pasado en todos los distritos, no es solamente acá, y ya de por sí las PASO habían generado malestar en la opinión pública, que ve lo que cuesta esta elección. Si se garantizaba la participación, bienvenido sea, pero hoy es una encuesta carísima. Se destinan millones de pesos para un sistema de elección que se define según el criterio de Buenos Aires, dejando de lado el principio federal. Si estas son las reglas de juego, nosotros no vamos a participar”, criticó el ex precandidato a diputado.

Indicó que “con este sistema se elimina totalmente la participación interna de los partidos al momento de elegir sus candidatos y se genera un centralismo absoluto para la definición a dedo. El resultado de la última elección fue producto de haber hecho muy mal las cosas y hay que hacerse cargo, pero en vez de aprender del último resultado seguimos redoblando una manera de hacer política que trajo muy malos resultados electorales y de manera justificada”.

“La gente no se equivoca cuando vota. Se sabe que venimos de un mal camino y redoblan, y realmente no sé qué va a pasar. Es muy triste el panorama como UCR para los cuatro años que vienen, porque hemos perdido representación en los concejos deliberantes, se achicó en la Legislatura y no sé si hemos aprendido de estos errores. Yo en lo personal considero que es momento de decir basta, se ha cumplido un ciclo en el cual logramos cosas muy importantes para la ciudad, pero cuando uno comete errores tiene que saber decir hasta acá llegamos. Más adelante, con nuevos dirigentes y nuevos escenarios, se verá si uno va a participar o no”, sostuvo, dado que con la finalización del mandato como concejal no hay perspectivas de un cargo electivo.

“Realmente me causa mucha tristeza por la situación a la que hemos llegado, pero no es que se ha encontrado un piso, porque siempre se puede estar peor. Se viene una elección que va a ser muy difícil, más allá de que haya o no internas, y seguimos apostando a políticas que nos han traído malos resultados. No hemos logrado transmitirle al electorado que somos una alternativa válida para la gestión de las ciudades y de cada uno de los cuerpos colegiados. Creo que el gran problema que tenemos son las grandes discusiones internas y, en vez de resolverlo puertas adentro, las exteriorizamos. En vez de aprender esos errores seguimos por ese camino. No hemos aprendido y es lo que más me preocupa como espacio. Teníamos muy buenos dirigentes, con mucha capacidad de gestión, pero nos faltó inteligencia colectiva”, analizó el radical.

“Va a depender de los dirigentes del partido si esto se puede capitalizar a futuro o vamos a seguir sin encontrar un piso”, alertó, previendo que la caída de la UCR puede continuar.

“Hicimos muchas cosas mal, planteamos con muy poco tiempo una fórmula a la gobernación, buscamos una denominación –Ser Fueguino- que nos tratara de aglutinar a todos pero que en realidad no generó identidad en ninguno de los espacios a los que pertenecíamos. Cuando se toman decisiones a tres mil kilómetros se pierde contacto con lo que necesita el electorado local y el resultado está a la vista. Esto ocurrió en otros distritos y, en vez de haber aprendido de lo que estaba pasando, se cometieron los mismos errores acá”, expresó.

“El resultado fue muy duro de asimilar y lo que tenemos que hacer ahora es fortalecer el pequeño espacio que nos quedó en la Legislatura con Federico Sciurano, que es un dirigente con muchísimo potencial. No va a ser fácil tener fuerte presencia en la solución de los problemas de la gente, porque ha quedado solamente la representación de dos legisladores, pero ahí es donde tenemos que apuntalarnos”, indicó.

Recordó casi con nostalgia cómo se diluyó la UCR en muy poco tiempo: “Hace poco teníamos los municipios, había representación en todos los estamentos”, dijo, habiendo transcurrido menos de cuatro años de esa realidad. No obstante confió en que “hay cuadros con capacidad para proyectarse a futuro”.