Breves
La presidente de la Cooperativa Renacer, Mónica Acosta, mostró grandes expectativas por el lanzamiento de la venta de televisores Crown Mustang, de 43 pulgadas, a partir de este lunes, luego de un mes de paralización de la producción por falta de insumos, y con un crédito solicitado desde hace meses al BTF que todavía no tiene respuesta.
La presidente de la Cooperativa Renacer, Mónica Acosta, mostró grandes expectativas por el lanzamiento de la venta de televisores Crown Mustang, de 43 pulgadas, a partir de este lunes, luego de un mes de paralización de la producción por falta de insumos, y con un crédito solicitado desde hace meses al BTF que todavía no tiene respuesta.

Renacer pone a la venta desde el lunes televisores de 43 pulgadas a precio promocional

Después de un mes de paralización de la producción por falta de insumos, la Cooperativa Renacer retoma sus actividades con la puesta en marcha de la venta de televisores de 43 pulgadas en puerta de fábrica, a un precio promocional de 6.500 pesos. De la misma manera que se hizo con microondas y aspiradoras, el costo para los fueguinos es la mitad o menos de lo que se consigue en comercios. Habrá 600 unidades disponibles en esta primera tanda, mientras se espera que el Banco Tierra del Fuego destrabe el crédito para la compra de insumos, que permita continuar con la fabricación, y se viene gestionando hace meses.

La presidente de la Cooperativa Renacer, Mónica Acosta, mostró grandes expectativas por el lanzamiento de la venta de televisores Crown Mustang, de 43 pulgadas, a partir de este lunes, luego de un mes de paralización de la producción por falta de insumos, y con un crédito solicitado desde hace meses al BTF que todavía no tiene respuesta.

Por FM Del Sur, reconoció que ya hubo varios pedidos y en pocos días la noticia recorrió la provincia, ante la posibilidad de adquirir productos de alta tecnología y bajo costo.

“La verdad son tan pocos, que esperamos por lo menos llegar a un muestreo por lo menos para la ciudad”, dijo de las primeras 600 unidades.

“Si tomamos como parámetro los microondas, en veinte días el año pasado vendimos mil. Después obviamente la venta sigue y hasta la actualidad seguimos vendiendo microondas y aspiradoras también, por supuesto que menos. Los televisores han generado mucha expectativa, porque además de ser de 43 pulgadas, tienen una tecnología que no tiene nada que envidiar a ninguna de las primeras marcas”, dijo, dado que vienen con sistema Android, wifi y Netflix incorporado.

“Son 600 televisores que estarán en venta a partir del lunes, de 8 a 14, en el domicilio de la Cooperativa en Ushuaia. Son marca Crown Mustang y van a costar 6.500 pesos de contado y va a haber financiamiento en dos y tres cuotas con Master y Visa”, informó Acosta.

“En el mercado un televisor con esta tecnología supera ampliamente los 12 mil y 14 mil pesos”, indicó, por lo cual se reitera la experiencia con la venta de microondas y aspiradoras, con precios también a la mitad o menos de lo que se paga en comercios.

“Para nosotros, después de un mes de parate, ha sido como ver de nuevo latir la fábrica”, aseguró, y expuso la sensación de desolación al ver líneas paradas: “La verdad no podemos soportar verla a veces como si fuera un museo de cera, todo estancado. Esta pequeña muestra viene a reforzar una semana decisiva para nosotros”, remarcó, dado que ayer estaba prevista la reunión del comité del BTF “para dar una definición a nuestra solicitud de empréstito, para a través de ello seguir comprando más insumos para televisores”.

“Estamos pidiendo doce millones y medio de pesos para comprar insumos para cuatro mil televisores, con ocho meses de devolución y la orden de compra del cliente como garantía”, señaló sobre este préstamo que se viene dilatando.

De obtener el crédito, “esperamos que no sean solamente estos 600 televisores los que se pongan a la venta en puerta de fábrica, sino que podamos abastecer toda la demanda local, porque además nos queda Tolhuin y Río Grande, y cumplir con la demanda de muchos de nuestros clientes del país, que nos siguen. Al carecer de financiamiento, lógicamente se nos complica gran parte de nuestra continuidad”, manifestó.

 

El boicot de las empresas

 

La presidente de la Cooperativa dio a conocer los riesgos con los que corren, cada vez que el gobierno o alguna entidad les pide detalles de sus clientes, porque aparece el boicot de las grandes empresas. “Nosotros arriesgamos más de lo que conseguimos, porque a nosotros nos piden que certifiquemos hasta el último detalle de nuestros clientes, pero nada nos garantiza que después las mismas electrónicas radicadas en la isla, que muchas veces nos dan trabajo, intenten boicotearnos los clientes”, sostuvo.

“Es muy complejo para nosotros si no tenemos cierta protección del Estado. Lo digo con conocimiento de causa, porque me pasa cada vez que llevo una carpeta a un banco o voy con un requerimiento a Industria”, aseveró.

Ahora esperan que se apruebe la excepcionalidad para importar kits ya chipeados hasta que puedan adquirir su propia máquina de chipeo. “Estamos encaminados detrás de un crédito del CFI pero va a tardar mucho tiempo, porque son tres meses y medio el desembolso de ese dinero”, dijo, con la esperanza de que “nos permitan traer un volumen de siete mil unidades de placas chipeadas en origen. Es lo que necesitamos garantizar de manera conjunta con la solicitud del préstamo”, subrayó.

Y reiteró que “cada vez que nosotros pedimos una excepcionalidad y comentamos para qué trabajo y qué cliente es, tardan apenas segundos en levantar un teléfono y buscar la manera de que nuestras ventas no se concreten. Eso es lo más lamentable de todo. Las empresas radicadas en la isla tienen un lobby muy fuerte y para ellos es insignificante nuestro volumen de fabricación, mientras nosotros nos dirimimos en una continuidad de trabajo”, expuso.

La situación se agrava ahora porque, “como está tan recesivo el mercado, hay políticas de mucha agresividad y es ahí donde necesitamos el apoyo de los distintos sectores. Por eso no hemos dudado en ir a la Legislatura, hablamos con el legislador Ricardo Furlan, con Löffler, también con el legislador Harrington, porque es importante conseguir un voto más que acompañe nuestras gestiones crediticias. Tito Stefani también comprometió su voluntad de acompañarnos en las gestiones del banco. Estamos buscando permanentemente el acompañamiento de otras fuerzas políticas, dado que desde la provincia no nos llaman mucho cuando pedimos la audiencia con la gobernadora. El único vínculo que existe es por vía telefónica con Industria, pero hasta ahí nomás”, lamentó sobre la relación con la provincia.

En función de todos los intereses que operan en contra, “tenemos que buscar nosotros fortalecernos con la misma pertenencia que lo hemos hecho siempre, cada vez que hemos defendido esta fuente de trabajo, buscando el mayor apoyo posible para sortear los escollos que nos atravesaron a lo largo de nuestra historia”, enfatizó.

“Lo que más queremos es mantener nuestra actividad y favorecer en principio a los integrantes de nuestra comunidad; después lógicamente tratar de satisfacer las necesidades de nuestros clientes, para poder tener un camino de proyección”, sostuvo.

 

Crecimiento constante

 

Acosta hizo un resumen de la historia de Renacer, que pese a todo no se rinde. Incluso en 2016 tuvo un año importante, en un contexto recesivo y de crisis generalizada en el país. Con mayor respaldo económico y una política de aliento a la producción, otra sería la realidad: “Nosotros sabemos nuestras limitaciones y siempre están basadas en lo económico. Está la idoneidad de los compañeros y muchas veces hacen maravillas con nuestros bajos recursos. Hay conocimiento y años trabajados en la fábrica, ni hablar de los jóvenes, que son pura potencia y arrancan donde los ponemos. El año pasado teníamos tres líneas y estábamos fabricando mil electrodomésticos por día, que no era poco, en un contexto absolutamente desfavorable, donde la gran mayoría estaba planteando disminución de personal y producción. Nosotros estábamos tomando definiciones de seguir incorporando más compañeros, porque es el único negocio que persigue nuestra Cooperativa: seguir multiplicando puestos de trabajo”, subrayó.

Recordó que comenzaron “con 56 ex trabajadores del grupo Aurora. A partir de 2010 recibimos nuestro primer fasón importante con Newsan e incorporamos 40 hijos de trabajadores. En 2012 abrimos la línea de aspiradoras, pese a todos los pronósticos, porque nunca me voy a olvidar de que teníamos a Fabio Delamata como Ministro de Industria de la gestión Ríos, que nos decía que de ninguna manera íbamos a hacer aspiradoras y que éramos como un gran elefante intentando entrar en una habitación. Para él estaba todo inventado en el mercado y no teníamos dónde entrar. Nos decía que nos íbamos a meter con el negocio de Liliana de Santa Fe, el principal productor de electrodomésticos menores y que no se podía. Pero no nos quedamos con eso, fuimos a visitar a uno de los delegados de Industria de Nación, que estaba durmiendo en el Tolkeyén, y le planteamos hacer aspiradoras porque era lo único que nos posibilitaba nuestra tecnología y significaba 23 puestos de trabajo más. A la semana Guillermo Moreno, con todas las diferencias políticas, nos dio el alta de producción”, reseñó.

“Muchas veces los funcionarios de nuestra provincia, en lugar de ponerse la camiseta y defender nuestra producción local frente a la nación, se ponen más papistas que el papa. En este caso, vino la autorización de nación y a la semana incorporamos 23 compañeros más. En 2014 Garbarino nos regaló una línea vieja que tenía lista para desguazar. La iban a tirar a la basura y les pedí que nos la dieran. Nos la regalaron, la pusimos a nueva y durante todo 2015 estuvimos fabricando los televisores Talent con eso, y tomamos 33 compañeros más”, señaló con emoción.

“Cada avance que dimos, cada apertura de líneas, significó puestos de trabajo. Por eso desde que constituimos la Cooperativa a la fecha, crecimos tres veces más. No la queremos para otra cosa. No le vamos a dejar a nuestros hijos grandes herencias ni grandes capitales. El legado de nosotros es un puesto de trabajo, y para eso queremos la Cooperativa”, sentenció Acosta.

Finalmente agradeció “el rol de los medios” en el sostenimiento de esta fuente de trabajo, porque “este año fue complicado poder pagar publicidades o hacer alguna promoción, y muchos se ofrecieron gentilmente a hacerlo, a través de notas y del boca en boca”, manifestó.

Con lo recaudado de esta venta de televisores, “tenemos garantizado la recompra de un contenedor más y es parte de la reconstrucción del salario del mes”, concluyó la trabajadora.