Breves
jlv plasticos

Incendio

Preocupa el futuro de trabajadores de Plásticos Isla Grande

El secretario General de la Unión de Obreros y Empleados Plásticos, José Luis Villaruel, se refirió al incendio que afectó la planta de Plásticos Isla Grande. Aseguró que fue “muy triste ver a todos los compañeros afuera de la fábrica”. Tomarán contacto con autoridades provinciales y municipales para saber que pueden aportar. También con el propietario de la empresa, a quien esperan que llegue hoy a la ciudad, para conocer el futuro de la firma.

 

 

“Estamos muy tristes, porque es muy triste ver a todos los compañeros afuera de la fábrica. Algunos llorando, otros con un malestar muy grande; porque se encuentran dentro de una fábrica que los había mantenido tratando de no despedir a nadie, que había hablado con la gente para que se tome en unos días de vacaciones en los momentos malos que tuvo la empresa y terminar de esta manera la verdad que es un dolor muy grande y una tristeza para todos los compañeros que se quedan sin su fuente de trabajo”; indicó José Luis Villaruel, secretario General de la Unión de Obreros y Empleados Plásticos.

 

El dirigente gremial aclaró que “ahora hay que esperar para que el propietario (Daniel Polosky) nos diga cómo va a seguir esto. Es la primera vez que estamos en una situación así, la verdad es que es una tristeza grande para todos los compañeros y para nosotros también”, remarcó Villaruel.

 

Luego destacó que se trata de “una fábrica que le venía peleando la crisis, que venía aguantando a todos los compañeros. Siempre hablando con la gente, tratando de mantener los puestos de trabajo, de salir adelante. Se estaba levantando ahora un poco y hoy tenemos esta noticia de que se perdió la fábrica, porque en cinco minutos se cayó todo el galpón”, señaló conmovido el dirigente plástico.

 

En el mismo sentido dijo el secretario General de los Plásticos que  “la verdad es que fue impresionante lo que sucedió, estamos muy mal. Los 73 compañeros que tiene la fábrica en su mayoría son personal efectivo, había solo un par de contratados que también habían mantenido su puesto de trabajo”, destacó.

 

Mencionando que “la empresa no es una fábrica que fuera a despedir trabajadores, salvo cuando hubiera alguna causa justificada. La producción se estaba levantando un poco y tenían un programa para terminar este año. El mes pasado la gente estuvo de licencia, se tomó una semana con unos feriados que también venían, mas algunos días de vacaciones para que los compañeros no estuvieran suspendidos”, comentó.

 

Luego señaló que los trabajadores “se tomaron esos días y de todos maneras, ahora a fin de año, se les iba a dar el resto de las vacaciones por los compañeros que querían salir. Pero ahora, con esta mala noticia, el compañero que estaba tratando de programar algo, su descanso, sus vacaciones, le cambió todo”.

 

Consultado sobre las medidas de seguridad en la planta, señaló que la fábrica “tenía una cisterna adentro y las medidas de seguridad estaban bien. Cuando se estaba prendiendo fuego la parte de atrás, donde decían que estaban esos chicos que habrían iniciado el fuego, yo estaba en ese lugar donde hay un tanque rojo que estaba lleno de agua. Algunos decían que el tanque no tenía agua, pero hoy se vio que cuando comenzaron a quemarse los caños, salía agua. Todos los que estamos ahí lo vimos, las medidas de seguridad eran buenas”, aseveró.

 

Indicando después que “nosotros estuvimos durante todo el día acompañando a los compañeros, apoyándolos en lo que se podía y seguramente mañana vamos a hacer una reunión”.  “Vamos a tratar de hablar también con la gobernadora, con el intendente, y ver en qué se puede ayudar. Sinceramente no sabemos cómo sigue todo esto, hay que ver si la empresa va a cobrar el seguro y si se levantará de nuevo. Si seguirán o no, son muchas preguntas que tienen los compañeros y que tenemos nosotros; pero hoy no tenemos las respuestas”, reconoció.

 

Para concluir señaló José Luis Villaruel que “mañana (por hoy) llega al dueño de Buenos Aires. Teníamos una reunión programada, porque estábamos hablando sobre la posibilidad de un premio anual, pero ahora esto cambió todo y el tema central será que pasa con la fábrica. Esa es la preocupación central que tenemos, porqué se sienten los compañeros a la deriva entonces queremos saber dónde estamos parados y qué es lo que piensa hacer la empresa”, reiteró el dirigente plástico.