Breves
Robaron 297 vacas de una estancia por valor de casi $6 millones en Estancia Pirinaica.
Robaron 297 vacas de una estancia por valor de casi $6 millones en Estancia Pirinaica.

Millonario robo en vacas en Tierra del Fuego es noticia nacional

La Estancia Pirinaica de Jorge Sevillano sufrió la pérdida de unas 300 vacas, noticia que trascendió a nivel nacional porque se trata de un valor de casi seis millones de pesos. “Nos sentimos desamparados” dicen los dueños de la estancia. En estas últimas horas 12 policías y un baqueano de Pirinaica salieron en busca de los animales, sin ningún resultado positivo. Los animales –de raza Hereford- habían sido trasladados a finales de noviembre para la veranada. Cuando en abril se inició el arreo, se descubrió que 297 reses habían desaparecido.

Silvia Martínez, esposa de Jorge Sevillano, se refirió en FM Aire Libre (96.3 MHZ) a la denuncia radicada por el robo de 297 animales, entre vacas, toros y terneros, de uno de sus campos en la Estancia Pirinaica, a pocos kilómetros de Tolhuin. “Al principio fue enojo, hoy es tristeza”, afirmó.

“En noviembre se llevan vacas, toros y terneros a un campo de verano, están ahí todo el verano y en abril se empiezan a sacar porque es ahí cuando se hace el destete”, detalló sobre la actividad ganadera que llevan adelante hace muchos años.

De esta manera, en abril cuando se los va a buscar “salen dos lotes, y cuando se va a buscar el resto que quedaba no estaban, se vuelve la gente a hacer limpia, hablamos con nuestros vecinos y tampoco estaban en sus campos”.

El lugar donde ubican durante el verano a los animales se llama campo “La Estrella”, un puesto que está a 15 kilómetros de Tolhuin. “Ahí uno empieza a enterarse, Jorge y yo conocemos de nuestros alambrados para adentro, no de los alambrados para afuera. Eso limita con campos de lenga, predios fiscales y gente que tiene tenencias precarias”, dijo la mujer.

Ante la falta notoria de animales, los dueños de Pirinaica se acercaron el domingo a Tolhuin y radicaron la denuncia policial. “La verdad que fue tremendo, se robaron las vacas preñadas y los terneros, es la producción nuestra del año que viene también; esas vacas empiezan a parir a fines de octubre, principios de noviembre”.

“Nos sentimos desamparados”, aseguró Martínez y agradeció al Personal de la Comisaría de Tolhuin. “Se pusieron el caso encima, hay dos efectivos a caballo, mi esposo contrató un avión y se sobrevoló la zona”. Sin embargo lamentó la falta de apoyo de las autoridades políticas. “A mí no me llamó ningún funcionario, yo fui a la Comisaría de Tolhuin, hablé con un funcionario y le dije esto pasa porque pueden, si lo hacen es porque pueden, y el funcionario esbozó una sonrisa. Hasta te indigna”.

De acuerdo a lo denunciado por Jorge Sevillano y Silvia Martínez, propietarios del emprendimiento, los animales habían sido trasladados a fines de noviembre al puesto denominado “La Estrella”, a unos 22 kilómetros del casco de la estancia, para la veraneada con un cuidador.

Pero, cuando en abril se inició el arreo de los animales hacia los corrales de la estancia, constataron que habían desaparecido las 297 ejemplares, entre vacas y terneros.

 

La denuncia

 

En la comisaría de Tolhuin ingresó una denuncia por robo de 297 vacunos de raza Hereford, de acuerdo a los dichos del propietario de estancia Pirinaica, Jorge Sevillano. Estos animales habían sido trasladados a fines del mes de noviembre al puesto denominado “La Estrella” (a unos 22 kms. del casco de esa estancia), con un cuidador. Cuando en abril se inició el arreo de los animales, constataron que habían desaparecido los vacunos. Los responsables de la estancia se reunieron con los comisarios quiénes solicitaron “un tiempo para investigar lo sucedido”. El valor de los vacunos robados ascendería a casi $6.000.000.

A través de averiguaciones realizadas por la misma emisora, se pudo saber que en el mes de enero la policía rural había encontrado a jóvenes en esos terrenos, con 4 terneros que no tenían marc, pero casualmente eran de raza Hereford, coincidentes con la raza sustraída en Pirinaica. A través de una fuente consultada por este medio, se señaló que hay faenas “en cualquier lugar” y después a esa carne la venden a bajo precio a comercios o a vecinos de Tolhuin.

Lamentablemente esto no es nuevo, es un delito que se viene cometiendo desde hace varios años con complicidad -muchas veces- de algunos funcionarios y efectivos policiales de otros tiempos. Y también de gente que compra carne sin control bromatológico, sabiendo que son de animales faenados en la clandestinidad.

297 vacas y terneros son las robadas de este campo de veraneada “La Estrella”, que se encuentra a unos 22 kilómetros del casco de Pirinaica. Esta estancia se ubica sobre la ruta complementaria A.

En estas últimas horas 12 policías y un baqueano de Pirinaica salieron en busca de los animales, sin ningún resultado positivo. Son todos raza Hereford.