Breves
El legislador del MPF Damián Löffler recordó que “no acompañamos la modificación del régimen previsional y del sistema de movilidad previsional, por lo tanto claramente nuestra posición es plantear que se vuelva al régimen anterior”.
El legislador del MPF Damián Löffler recordó que “no acompañamos la modificación del régimen previsional y del sistema de movilidad previsional, por lo tanto claramente nuestra posición es plantear que se vuelva al régimen anterior”.

Löffler consideró que el presupuesto 2020 debe tratarlo la próxima Legislatura o ser reconducido

El legislador del MPF Damián Löffler tildó de electoralista la convocatoria a discutir la movilidad jubilatoria, luego de que el bloque reclamara “tres años y medio” el tratamiento. Advirtió que si no hay paritarias libres y aumento salarial, de nada va a servir devolver la movilidad automática, porque los jubilados no van a tener aumento. Además consideró que el presupuesto 2020 no lo debe discutir la actual Legislatura sino la próxima, que podría aprobarlo entre el 18 y el 31 de diciembre, o bien optar por la reconducción. Remarcó que la actual Legislatura, por un acuerdo entre el FPV y la UCR, ya le dio esa posibilidad a la gobernadora Bertone.

Río Grande.- El legislador del MPF se refirió ayer a la apertura del debate de la movilidad automática y le dio un tinte electoralista a los que decidieron convocar a reunión, luego de más de tres años y medio de reclamos de parte del bloque.

Por Radio Nacional Ushuaia recordó que “no acompañamos la modificación del régimen previsional y del sistema de movilidad previsional, por lo tanto claramente nuestra posición es plantear que se vuelva al régimen anterior”.

“Hemos venido acompañando el reclamo de los jubilados durante todo este período. Hace más de tres años y medio tenemos la misma posición, que no ha variado ni dentro del proceso electoral ni fuera del mismo. Hoy hay gente muy interesada en que rápidamente se avance sobre esta discusión cuando siempre tuvieron posibilidad de hacerlo y no lo pusieron en discusión. Hoy lo hacen en el marco de un proceso electoral y, más vale tarde que nunca, pero nos parece un manotazo de ahogado, porque se está atravesando un proceso electoral”, sostuvo.

Para el legislador “debería haberse abierto la discusión independientemente de que el control de las mayorías siempre lo han tenido sectores que no han compartido nuestra posición. Ahora convocan a comisión de manera muy rápida, cuando antes hemos pedido un montón de veces que se ponga en tratamiento este tema”, aseguró.

Se le preguntó si se refiere puntualmente a Pablo Blanco, pero respondió que “hablo en términos generales y no voy a personalizar. Hay gente que está atravesando un proceso electoral y hoy rápidamente ponen este tema en discusión. Pablo Blanco tampoco puede poner solo un tema en discusión, más allá de ser el presidente de la comisión de presupuesto. Acá hubo una mayoría compartida entre el oficialismo nacional y el oficialismo provincial”, subrayó.

“El radicalismo acompañó la justicialismo y fue una constante en el periodo de Rosana Bertone, al que gracias a dios la gente le dijo basta. Acá lo importante es que haya discusión en la base, más allá del sistema de movilidad, porque si no hay discusión como ocurre hace tres años y medio, si no hay paritarias en el ámbito de la administración pública provincial, por más que los jubilados vuelvan al régimen anterior no van a tener aumento”, advirtió.

“Son dos problemas absolutamente distintos, porque en tanto y en cuanto no haya discusión salarial, que de hecho no ha habido, no va a haber cambios. Tuvimos 200% de inflación en el período Bertone-Macri y hemos tenido 23% de aumento al empleado público. Si no se discuten paritarias libremente como corresponde, ajustado a las posibilidades que tiene la provincia, tampoco va a haber aumento para los pasivos”, reiteró.

Consultado acerca de cuándo cree se puede abrir esa discusión, dado que vienen reclamando ahora desde ATE la apertura de paritarias, particularmente Marcelo Córdoba, pidió “ser serios, porque Córdoba estuvo tres años callado y escondido. También él está atravesando un proceso electoral y hoy  levanta la voz, pero si recorren los sectores de la administración pública provincial les van a decir lo que piensan de Córdoba y qué hizo durante estos tres años y medio”, fustigó.

“Esto no es personal con Córdoba sino que es con un sector de dirigentes gremiales que han estado escondidos. Hay muchos dirigentes que estuvieron escondidos a la sombra y el calor del gobierno de Rosana Bertone. Son declaraciones de gente poco seria que hoy está en un proceso electoral en ATE y salen hoy a levantar la voz”, expresó.

 

Presupuesto 2020

 

Con respecto al debate del presupuesto para el próximo ejercicio, que va a elaborar la gestión Bertone, y si se debería fijar una pauta salarial para el gobierno entrante o esto lo tendrá que resolver Melella, marcó como prioridad “conocer los números de la provincia, pero la situación económica y financiera parecen un secreto de estado”.

Tampoco le dio credibilidad a las cifras que dio el secretario de Hacienda Víctor Díaz. “Creo que en esta gestión no confía nadie, no confía la gente, y de hecho claramente fue a votar y fue el peor fracaso en la historia de un gobierno que se está yendo. Es la primera vez que un gobernador en funciones pierde en primera vuelta. No puedo confiar porque nos hemos cansado de pedir informes y no han contestado nunca”, enfatizó, resignado a que “habrá que esperar a que los números aparezcan”.

Asimismo, aportó su visión personal sobre lo que debería hacerse con el presupuesto 2020. “Ellos han tenido la caradurez de haber reconducido el presupuesto con ocho votos del oficialismo más tres de los legisladores radicales. Lo mejor que podrían hacer es darle la posibilidad al gobierno entrante de asumir el 18 de diciembre y reconducir el presupuesto, en lugar de tener un presupuesto acordado con el Ejecutivo que está saliendo. No deberían estar atando de manos al gobierno que viene”, indicó.

Para Löffler esta alternativa es posible, porque “la Legislatura no le votó el presupuesto (a Bertone) porque había algunos inconvenientes en el bloque oficialista por algunas cuestiones que no estaban claras. Le dieron la posibilidad a la gobernadora de reconducir el presupuesto en el último año de su mandato, así que lo más sano y normal sería esperar hasta que asuma la Legislatura que viene. O lo trata la Legislatura que viene entre el 18 y el 31 de diciembre, o le dan la posibilidad de reconducir el presupuesto”, propuso.

Se le preguntó si el gobierno electo hará el pedido formal para reconducir el presupuesto. “Puede haber un pedido formal de tratar un presupuesto acordado con el gobierno entrante. Yo estoy hablando por mí y por el bloque del MPF, no estoy hablando por el gobernador electo Gustavo Melella ni por su futuro gabinete. Simplemente estoy planteando una alternativa que me parece razonable, en el marco de lo que ya ocurrió”, dijo.

“Una alternativa es acordar el presupuesto con el gobierno entrante y otra alternativa es lo que yo pienso y me parece razonable, que es acordar un presupuesto entre el 18 y el 31 de diciembre, o que le permitan al gobierno entrante reconducir el presupuesto”, reiteró.

Se le preguntó si mantuvieron conversaciones con el gobierno electo para definir esta estrategia legislativa. “Siempre hay conversaciones y queda tiempo. Siempre se está pensando en lo que viene y se está trabajando para adelante, pero hay un proceso electoral y todavía queda tiempo”, observó.

 

Obras a revisión

 

Finalmente se le consultó sobre el margen de movilidad que tendrá Melella para decidir las obras que se van a realizar con los fondos que quedan del endeudamiento, y Löffler adelantó que “todo estará en revisión”.

“El gobierno electo está pidiendo racionalidad en la gestión de gobierno saliente y hay cosas que no se están haciendo bien. Sobre todo nosotros venimos cuestionando las formas. Yo puedo asegurar que, si se ponen a revisar los procesos licitatorios del último año y las formas en las que contratan, es una vergüenza. Parece la plata del Ministro de Obras Públicas y es la plata de los fueguinos”, dijo.

“Todo está sujeto a revisión y todo va a ser revisado, porque es lo que corresponde. Nosotros tenemos un proceso de juicio de residencia y van a tener que dar explicaciones de muchas cosas. Hay contrataciones directas, licitaciones mal hechas, expedientes que no están ajustados a derecho. Muchas de las cosas las tenemos documentadas y no son problemas en particular de las empresas ni de falta de ejecución de las obras. Ni siquiera estamos diciendo que haya sobreprecios, pero sí que no se contrata de la manera que establece la ley. Después si hay sobreprecios, tendrá que determinarlo quien corresponda”, sentenció.

En lo que resta del mandato sostuvo que “hay que poner en agenda las necesidades prioritarias de la gente, fuera de lo que es institucional, fuera de lo que tengamos que analizar de la actuación de la justicia o de los organismos de control. Lo primero es la generación de empleo, la posibilidad de traer inversiones, de poner la provincia en marcha. Por supuesto somos una de las provincias más dependientes de las decisiones que tome el gobierno nacional y eso lo tengo absolutamente claro y en eso tenemos que laburar. Lo que uno le critica a este tándem por el acompañamiento que tuvieron los legisladores al gobierno nacional, y el gobierno provincial en Buenos Aires con el gobierno nacional, es que los resultados para nuestra gente de Tierra del Fuego son cero”, concluyó.

Fuente: Diario Provincia 23.