Breves
La legisladora Liliana Martínez Allende se refirió al recorte a las asignaciones familiares y la decisión de suspender por 30 días la aplicación del decreto 702, cuya aplicación operaba precisamente en ese lapso, a partir del 1 de septiembre. “Lo primero que tenemos que hacer es armar la mesa de Cambiemos -dijo-.
La legisladora Liliana Martínez Allende se refirió al recorte a las asignaciones familiares y la decisión de suspender por 30 días la aplicación del decreto 702, cuya aplicación operaba precisamente en ese lapso, a partir del 1 de septiembre. “Lo primero que tenemos que hacer es armar la mesa de Cambiemos -dijo-.

Legisladora Martínez Allende adelantó un recorte para aquellos que más tienen

La legisladora del bloque UCR-Cambiemos participó el jueves de la reunión con Marcos Peña y funcionarios nacionales. La alianza local definirá esta semana los delegados a la mesa nacional que se prevé conformar luego de la suspensión del decreto 702, para acordar una reforma del adicional. Adelantó que tendrá impacto “sobre los que más tienen”, y fue clara al marcar la necesidad de un ajuste para equilibrar las cuentas. Espera lo mismo de parte de los gobernadores, que junto con diputados y senadores discutirán el ajuste presupuestario para el año entrante. Sobre los rumores de un recorte a los jubilados patagónicos, planteó su oposición: “Nosotros hemos hecho aportes por la zona, y se tiene que cobrar la zona”, sentenció. Además, le reprochó al intendente Walter Vuoto su presencia en Buenos Aires para “hacerse el Batman”, cuando “paga asignaciones de 900 pesos en la Municipalidad”.

Río Grande.- La legisladora Liliana Martínez Allende se refirió por FM Del Pueblo al recorte a las asignaciones familiares y la decisión de suspender por 30 días la aplicación del decreto 702, cuya aplicación operaba precisamente en ese lapso, a partir del 1 de septiembre. “Lo primero que tenemos que hacer es armar la mesa de Cambiemos -dijo-. Nosotros le habíamos presentado una propuesta al PRO, que es nuestro socio de Cambiemos, y hay que definir los actores que van estar en la mesa”, sostuvo, dado que el jueves pasado acordaron abrir la discusión con los referentes del espacio de todas las provincias afectadas.

Consideró “una buena noticia que el gobierno nacional haya tomado esta medida, porque vamos a tener la posibilidad de presentar propuestas, y no solamente por el tema de asignaciones familiares. Todos somos conscientes de la situación compleja del país y ellos proponen que dos o tres integrantes de cada mesa política de cada provincia eleven la propuesta a Nación de los fondos que hay que recortar y de qué lugar se pueden obtener”, explicó.

“Yo por supuesto no comparto la reducción de las asignaciones familiares a los que menos tienen. Tenemos que recordar que la asignación universal por hijo se daba a aquellos que cobraban hasta un monto determinado en el gobierno anterior, y el presidente Macri lo universalizó. Hoy nos encontramos con una situación compleja, por lo tanto, aquellos que más tienen van a sufrir el recorte en lo que tiene que ver con asignaciones familiares”, anticipó, marcando un retroceso a la modalidad que aplicó la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner.

Frente a las críticas del arco político a este decretó pidió “ver que los municipios y el gobierno de la provincia pagan mucho menos que la Nación. La Municipalidad de Ushuaia paga 992 pesos, el gobierno paga 1.020 pesos y la Municipalidad de Río Grande, 1.300 pesos. Ellos salen a reclamarle a la nación, pero qué mal ejemplo tienen hacia adentro”, cuestionó.

“Esto no es una chicana sino una realidad, porque ante cada medida que toma el gobierno nacional salen a castigarlo. Esto uno no lo comparte y le cuesta mucho salir a defenderlo, porque es una baja en la asignación familiar, pero también tenemos que ver desde dónde hemos partido y de dónde venimos. A partir del presidente Macri se universalizó la asignación familiar y para mí fue un error, porque lamentablemente con lo que hoy nos está pasando, si esto no se hubiera hecho no estaríamos hablando de esta medida”, reconoció.

“Seguiremos con la misma medida que tenía el gobierno kirchnerista, que pagaba hasta un monto nada más la asignación familiar. Durante dos años y medio todos lo cobraron, porque el presidente Macri lo universalizó, tanto para los que ganan mucho como para los que ganan poco. Yo creo que no es justo que tomen medidas con los que ganan poco, mucho menos en este adicional, porque una familia que gana poco y tiene tres hijos, tiene casi diez mil pesos de asignación familiar. Eso significa un alquiler y muchísimas cosas en una familia donde el ingreso es escaso”, sostuvo.

“Nosotros pretendemos llevar una propuesta, nos reunimos el jueves con Fermín Randón -gerente de la UDAI Río Grande de ANSES-, con la senadora Boyadjián, con el diputado Roma, con el legislador Oscar Rubinos, Pablo Blanco no pudo asistir, y nuestra intención es trabajar y colaborar, porque sabemos que hay una situación compleja en la Nación”, dijo.

La legisladora mencionó algunas medidas del gobierno nacional que tampoco debió realizar, como enviar más fondos a las provincias: “El gobierno nacional le ha devuelto de hecho el 15% -de la detracción de coparticipación de ANSES-, porque hay un fallo judicial que se lo otorgaba a tres provincias y lo ha devuelto a todas. Tal vez haya sido un error, porque tendrían que haber hecho el juicio y cobrar el 15% a las cansadas”, opinó.

“Ha habido muchas actitudes de parte del gobierno nacional de federalizar la política y los fondos que se tienen desde nación, no como antes que solamente se repartía el 15%. Ahora se reparte el 35% y me parece que hay que valorar algunas cosas, sin perder de vista que no hay que perjudicar a los que menos tienen. Ahora, el ahorro se va a tener que hacer. De alguna manera debemos encontrar la forma de no gastar más de lo que tenemos, porque ya nadie nos va a financiar. Ese trabajito de pensar por dónde vamos a ajustar se tiene que hacer, pero no por los que menos tienen”, insistió.

 

Marchas y contramarchas

 

Respecto del encuentro del jueves, dijo que “el jefe de gabinete nos transmitió la decisión del presidente de ir para atrás y hay que tener valentía para ir para atrás después de que se toman algunas decisiones. Este gobierno escucha y lo hace. Obviamente vamos a tener que pensar entre todos de dónde vamos a tener que recortar para que cierren los números y la balanza sea equitativa. Nadie en su casa gasta más de lo que le entra y, si se endeuda, lo tiene que pagar. Esto es lo mismo trasladado a lo macro de una nación”, expresó.

Consultada acerca de si ya hay propuestas que planteen una alternativa, dijo que “nosotros nos reunimos el jueves y recién ahí tuvimos la noticia de la suspensión, y de que vamos a poder participar en todas las decisiones que se tomen. Cada uno de nosotros, desde nuestro lugar, podremos decirle a la nación qué se puede recortar y qué no. Es la manera en la cual nos van a permitir participar y esto es muy bueno, porque cada uno tiene conocimiento de su lugar. Todo es doloroso cuando se pretende recortar, porque a uno le gustaría no tener que recortar nada, pero la fiesta hay que pagarla y necesitamos equilibrar las cuentas”, subrayó.

 

Los participantes

 

En cuanto a quiénes van a definir el pago de las asignaciones, dijo que primero se debe armar la mesa de Cambiemos, y serán sus referentes los que hagan las propuestas. “Nosotros vamos a armar una gran mesa de Cambiemos, por supuesto que desde el gobierno nacional se van a reunir con los gobernadores, los senadores y los diputados, por el tema del presupuesto y después cada uno en su provincia verá cómo lo maneja, porque acá estamos hablando del presupuesto nacional. Nosotros queremos participar, colaborar y dar nuestro punto de vista, que lo hicimos público, porque nadie nos avisó de esta decisión del gobierno”, afirmó.

La legisladora barajó que el presidente fue mal asesorado al dictar este decreto: “Me parece que muchas veces se le hacen firmar decretos al presidente o tomar medidas que son inconsultas sobre todo con los que se va a afectar”, dijo.

Lo cierto es que todavía las propuestas están por definirse y esta semana se volcarían los primeros borradores, “luego de que se definan los representantes de Cambiemos de parte de la provincia, que vamos a participar más que nada en el presupuesto, donde se van a reflejar los gastos que se van a recortar”, dijo.

Se le volvió a preguntar si podrán participar otros partidos políticos de esta discusión, pero reiteró que “nosotros vamos a armar la mesa de Cambiemos, y luego se va a trabajar con senadores, diputados y senadores para elaborar el presupuesto”.

“El próximo presupuesto se va a trabajar con diputados, senadores y por supuesto con los gobernadores. Ellos deben reunirse y trabajar con generosidad para ver cómo sacamos el país adelante. Yo entiendo que estamos en períodos electorales y todo el mundo está medio loquito porque quieren ser candidatos, pero esto no debe ser a costillas de nuestro país”, señaló.

También fue crítica del viaje del intendente Walter Vuoto a Buenos Aires: “Si pagás de asignación familiar 900 pesos, qué te venís a Buenos Aires a hacerte el Batman”, se quejó la legisladora, y agregó que “hay otros que pagan 1.020 pesos (gobierno) y otros 1.300 (Melella) y le exigen a la nación, que va a pagar 1.580. No estoy de acuerdo con la baja, pero no sé qué están exigiendo y es de una caradurez realmente terrible”, disparó.

“Los municipios y el gobierno debieran pagar lo mismo que nación, y hay que ver cuánto se ha dado de incremento salarial en los municipios y en el gobierno de la provincia. Al gobierno nacional se le exige el 20, el 25%, ahora quieren el 30%, y en Tierra del Fuego dieron 3.000 pesos de suma fija”, comparó.

 

Jubilados afuera

 

Sobre la quita de la zona a jubilados, dijo que sigue oponiéndose como lo hizo antes. “Ellos han hecho aportes por la zona. En el IPAUSS en algún momento se quiso sacar la zona y nosotros nos opusimos. Yo no tengo un doble discurso y esto lo digo en todos lados, porque nosotros hemos hecho aportes por la zona, y se tiene que cobrar la zona. Cualquier trabajador de Tierra del Fuego, sea de la nación o de la provincia, ha hecho aportes con zona y debe cobrar la zona. Así lo pensé antes y lo sigo pensando ahora”, sentenció.

No obstante defendió los beneficios al campo, donde se podría ajustar en lugar de apuntar a beneficios sociales, porque “hay que tener en cuenta que el ingreso por el tema del campo es muy importante para las arcas nacionales y este año, por la gran sequía que hubo, se redujo en 8.000 millones de dólares. Hay que ver todos los contextos. Si el campo en este momento está mejor, seguramente es un sector que debe contribuir, pero esto hay que evaluarlo en una mesa con todo el contexto y todos los temas. Esto es lo que uno le pide al gobierno nacional, que veamos todo el contexto, por eso surgió de Peña y del ministro Frigerio armar esta gran mesa donde estemos todos y podamos opinar. Por supuesto no vamos a ir diez personas por cada provincia, pero sí dos o tres delegados para decir desde adentro qué es lo que se puede o no se puede hacer. También hay números que uno a veces desconocen, en cuanto a subsidios, y habría que ver en qué parte se puede ahorrar”, señaló.

Dentro de los representantes provinciales de la mesa de Cambiemos, estaría Fermín Randón, porque “está a cargo de ANSES y es una persona absolutamente capacitada para participar. Seguramente va a tener alguna propuesta para hacerle al gobierno nacional respecto de qué hacer con Tierra del Fuego, sin necesidad de recortar a los jubilados ni a las asignaciones familiares”, concluyó.