Breves
La concejal y candidata a Legisladora por el Partido Verde, Laura Colazo, expresó el rechazo del sector que representa ante los planes de la industria salmonera de expandirse hacia el Canal Beagle, y la necesidad de generar herramientas legislativas que prohíban la instalación de salmoneras en todo el litoral marítimo provincial.
La concejal y candidata a Legisladora por el Partido Verde, Laura Colazo, expresó el rechazo del sector que representa ante los planes de la industria salmonera de expandirse hacia el Canal Beagle, y la necesidad de generar herramientas legislativas que prohíban la instalación de salmoneras en todo el litoral marítimo provincial.

Laura Colazo: “Rechazamos categóricamente la salmonicultura en el Beagle”

La candidata a legisladora por el Partido Verde manifestó la necesidad de generar herramientas legislativas que prohíban la instalación de salmoneras. “Vamos a adoptar medidas para la protección del medioambiente también haciendo una valoración del desarrollo sostenible que no es solo ambiental sino también social y económico, defendiendo los 17 mil puestos laborales actuales que viven del turismo en Tierra del Fuego”, afirmó.

Río Grande.- La concejal y candidata a Legisladora por el Partido Verde, Laura Colazo, expresó el rechazo del sector que representa ante los planes de la industria salmonera de expandirse hacia el Canal Beagle, y la necesidad de generar herramientas legislativas que prohíban la instalación de salmoneras en todo el litoral marítimo provincial.

“Debemos proteger el ambiente, los recursos naturales y las fuentes de empleo de las 17 mil personas que están afectadas a la industria del turismo, una de las principales industrias de Tierra del Fuego, que se vería seriamente afectada por la instalación de las salmoneras”, afirmó.

La preocupación cobra mayor dimensión ante la autorización de la justicia chilena para que una empresa pesquera de ese país pueda avanzar con cuatro salmoneras en el Canal Beagle cuya autorización obtuvo en 2005, tras dejar sin efecto esta semana un recurso de protección para “no innovar” en su producción, que había sido presentado por Greenpeace Pacífico Sur.

La clave es que se teme que el avance trasandino de esos capitales noruegos reavive el proyecto para la instalación de salmoneras del lado argentino. Sin embargo -explicó la edil- lo que se debe es “evitar su instalación en estas aguas marinas de ambos lados y a actuar conjuntamente para su conservación” entendiendo que la naturaleza y la importancia de la conservación del Canal Beagle “trasciende los límites políticos”.

“La decisión de la Justicia chilena preocupa, el salmón es una especie exótica que depreda la biodiversidad nativa de peces”, afirmó Colazo y sostuvo que la actividad es “peligrosa” para el ecosistema de toda la zona.

En este orden consideró que el impacto de esta industria sobre el canal y las especies que allí habitan será “catastrófico”. “Tomando como ejemplo el caso de Chile con las fugas de salmones, el abuso de antibióticos, algas tóxicas y residuos industriales en el fondo marino serán algunas de las consecuencias que esta actividad tendrá en el Canal Beagle” dijo.

Colazo destacó que desde la Legislatura, el Partido Verde apuntará a “adoptar medidas para la protección del medioambiente también haciendo una valoración del desarrollo sostenible que no es solo ambiental sino también social y económico, teniendo muy en cuenta los puestos laborales actuales que viven del turismo” apuntando a promover “todas las medidas legales y administrativas necesarias para evitar su emplazamiento en estas aguas marinas”.

Finalmente planteó la necesidad de propiciar herramientas de conservación como la creación de Áreas Marinas Protegidas para garantizar que las actividades humanas en el Canal Beagle sean sostenibles y aseguren la conservación del ecosistema.