Breves
oscar martínez

Oscar Martínez (UOM)

“Hay una firme decisión de defender nuestros derechos”

Oscar Martínez, secretario General de la UOM Río Grande, se refirió al incendio de la fábrica Plásticos Isla Grande y la solidaridad de los metalúrgicos con los trabajadores de esa empresa. También habló sobre la situación del sector que representa, el final del año y las perspectivas para el próximo. Manifestó preocupación por la cantidad de fábricas que suspenden al personal y  ratificó la decisión de reclamar que el préstamo otorgado por las empresas quede incorporado al salario y que no se devuelva.

 

 

El secretario general de la UOM Seccional Río Grande, Oscar Martínez, en diálogo con la prensa comenzó refiriéndose al incendio que afectó a la empresa Plásticos Isla Grande y dijo que la situación “fue analizada dentro del Congreso de Delegados y queremos expresar nuestra más absoluta solidaridad con los compañeros que trabajaban en esta empresa, que lamentablemente ha sufrido un siniestro ayer por la tarde (por el martes) y que como consecuencia de ello seguramente tienen una gran incertidumbre sobre su continuidad laboral”.

 

El dirigente metalúrgico indicó que desde la UOM “apostamos a que haya una decisión para que puedan recomponer este establecimiento y que lo pongan nuevamente en funcionamiento. Sucedió en otras oportunidades, con otros establecimientos que han pasado por circunstancias similares. La verdad es que en nuestra organización lo hemos vivido, sabemos perfectamente lo que esto significa, las consecuencias que ocasiona, y por eso nuestro acompañamiento”, insistió.

 

Martínez reiteró la voluntad de expresar “como siempre nuestra solidaridad para con ellos, intentando lograr por todas las vías posibles alguna alternativa de solución para la problemática que atraviesan hoy”. Luego dijo que para esto “también se hace necesario que los Estados, tanto municipal, como provincial y nacional; se aboquen a buscar herramientas que puedan sostener la situación de estos trabajadores”.

 

“Independientemente de que hay una gran cantidad de compañeros y compañeras desocupados, pero en este caso en particular debe haber una decisión política que aporte a poner en lo inmediato en funcionamiento esta empresa, reconstruyéndola”, expresó el dirigente obrero.

 

 

La situación de los metalúrgicos

 

 

Después, consultado sobre la situación en las fábricas del sector metalúrgico y la decisión de algunas empresas de suspender al personal, más allá del periodo vacacional que se acerca, dijo que “es una situación lamentable, que es el resultado de una política de destrucción de la industria, como así también de todas las ramas productivas del país”.

 

El secretario General de la UOM estimó que se trata de “una política que sólo apoya los negociados del mercado, la bicicleta financiera y la posibilidad de especular con las divisas. Eso trae como consecuencia este tipo de realidades que estamos atravesando”, advirtió.

 

Señalando luego que “si a eso se agrega una inflación permanente, que a esta altura supera el 40%, y la constante pérdida poder adquisitivo de los trabajadores –que son quienes aportan en gran medida al consumo- la situación todavía se torna mucho más grave y sin posibilidades grandes de revertirla en lo inmediato”, expresó.

 

Por esa razón el dirigente de la UOM riograndense dijo que “se está analizando que el primer semestre del año próximo va a tener consecuencias sobre la producción y, como resultado de ello, sobre los puestos de trabajo”. Mencionó que “las alternativas, por ahora, en algunos casos son suspensiones que se están discutiendo en cada uno de los establecimientos; que ya a esta altura son muchos”, reconoció. Mencionando los casos de “FAPESA, BGH, Brightstar, Athuel, entre otros”.

 

Respecto de las empresas que proponen acuerdos como retiros voluntarios a sus trabajadores, señaló Martínez que la UOM “se ha opuesto permanentemente a las distintas alternativas que tienen que ver con la pérdida puestos de trabajo. Ya sea a través de renuncias o de acuerdos previstos en el artículo 241”.

 

Pero dijo que “ante el reclamo y la demanda de muchos compañeros, que quieren intentar con otras alternativas y producto de eso están decididos a desvincularse de la empresa, se genera una herramienta que condiciona a los empresarios a reemplazar a todos aquellos trabajadores que lleven adelante este tipo de modalidad; poniendo como límite máximo el mes de marzo próximo”.

 

Luego desestimó la versión que circula sobre la posibilidad de despidos antes de fin de año, recordando que hay un acuerdo “que establece condiciones especiales para el mantenimiento del régimen de promoción industrial de la provincia de Tierra del Fuego. Como lo fue el firmado oportunamente por las partes y que incluso los trabajadores hemos debido aceptar condiciones menos favorables o más complicadas como lo ha sido el tema de las paritarias por ese acuerdo”; señaló en referencia a la obligación de las patronales de mantener el número de mano de obra ocupada a cambio de no discutir salario por el término de dos años.

 

Finalmente, sobre las expectativas para la primera parte del próximo año y como se prepara la organización gremial para encararla dijo que “será con la firme decisión de defender nuestros derechos. En principio los puestos de trabajo, las condiciones de trabajo y también nuestro salario. Ya tenemos previsto iniciar discusiones con la cámara empresaria a partir del mes de febrero seguramente, con el objetivo claro de defender cada centavo de lo que ha sido en su momento otorgado como adelanto o préstamo; que suma un total en el caso de nuestra organización de 47.000 $ y que pretendemos que sea parte de nuestro salario. Obviamente ese va a ser el primer gran reclamo que vamos a encarar en la discusión con AFARTE”, concluyó Martínez.