Breves
La ministro de Desarrollo Social Paula Gargiulo dialogó con Radio Universidad sobre la asistencia que brinda y mencionó en primer lugar los 1.600 titulares en la provincia de planes red sol, que “están bancarizados y reciben 4.000 pesos, cuando antes se pagaban 2.000”.
La ministro de Desarrollo Social Paula Gargiulo dialogó con Radio Universidad sobre la asistencia que brinda y mencionó en primer lugar los 1.600 titulares en la provincia de planes red sol, que “están bancarizados y reciben 4.000 pesos, cuando antes se pagaban 2.000”.

Gobierno provincial: la asistencia social a Río Grande es de tres millones

La ministro de Desarrollo Social Paula Gargiulo detalló sobre la asistencia que brinda y mencionó en primer lugar los 1.600 titulares en la provincia de planes red sol, que “están bancarizados y reciben 4.000 pesos, cuando antes se pagaban 2.000”. En cuanto a los comedores comunitarios y copas de leche, “en Río Grande asistimos a diez comedores, que tienen copa de leche y algunos un comedor. En Ushuaia hay siete y en Tolhuin hay cuatro. En Río Grande podemos llegar a 460 personas, en Ushuaia son 315 personas y en Tolhuin son 117, entre niños y grandes”, precisó la funcionaria provincial, al tiempo que aclaró que no hubo un aumento en el presupuesto asistencial, cuando se anunció el decreto de la Gobernadora por el cual pasaba de 600 mil a tres millones la asignación a Río Grande.

La titular de la cartera de Desarrollo Social aseguró que se da asistencia a una demanda amplia y compleja en la provincia. Explicó que no hay relevamientos ni datos estadísticos propios todavía por el estado en que recibió el Ministerio, que recién está pudiendo organizar.

La ministro de Desarrollo Social Paula Gargiulo dialogó con Radio Universidad sobre la asistencia que brinda y mencionó en primer lugar los 1.600 titulares en la provincia de planes red sol, que “están bancarizados y reciben 4.000 pesos, cuando antes se pagaban 2.000”.

Además se distribuyen “1.100 tarjetas alimentarias. Estamos ordenando el padrón y se contempla la población de celíacos. Son aportes nacionales y el monto va según la tipología de familia, que son tres”, dijo.

Sobre el subsidio de gas envasado, que prevé más de 600 millones este año por el incremento de demanda, aclaró que “el subsidio de gas no está bajo mi órbita en esta gestión. Es real que se hizo una inversión importante para sostener el valor y esto está en la órbita de Economía. Esto es pensar en una política de inclusión, porque es para todos, para los que tienen y los que no tienen”, sostuvo.

Consultada sobre la migración, que se estima desde el gobierno en unas 500 personas por mes como promedio, lo que implica cuatro mil en lo que va del año, explicó que no tuvo que aumentar el presupuesto de asistencia porque “el presupuesto yo lo tengo definido desde 2017”, y aclaró que no hubo un aumento, cuando se anunció el decreto de la Gobernadora por el cual pasaba de 600 mil a tres millones la asignación a Río Grande.

“Se interpretó mal. Eso tiene que ver con la creación del fondo permanente del presupuesto nuestro, porque en Río Grande no había fondo permanente para la agilización de los subsidios. Siempre se hacía a través de fondos de Ushuaia. Tampoco había una sede en Río Grande para concentrar a todas las familias y el Ministerio de Desarrollo Social no estaba visibilizado”, planteó.

“Lo que se hizo fue ampliar el fondo para dar más agilidad. Está bien el decreto pero la interpretación es otra. No se aumentó el dinero sino el fondo de reserva”, aclaró.

“La demanda es amplia y compleja. Tenemos ayudas económicas y materiales para situaciones de incendio o situaciones precarias, ayuda con leña, con pago de servicios. En Río Grande se ha notado más la situación de pago de deudas de luz”, observó.

Respecto de si dan pasajes para los que se quieren volver, dijo que “sí, pero a través de una evaluación técnica. La solución no es de un día para otro, porque se trata de fondos públicos y tenemos que responder ante un Tribunal de Cuentas”.

Negó que cuenten con relevamientos de migraciones y situaciones sociales. “La realidad es que yo lo puedo decir desde el momento que llegan a mi Ministerio. Cuando se le da una ayuda, el equipo técnico tiene una entrevista para conocer la realidad de la persona. Otro análisis no se hace desde mi área. Por cómo recibimos el área, recién yo estoy pudiendo organizar el Ministerio en sí mismo. No quiere decir que uno no pueda planificar. Lo que estoy haciendo es en breve, a través de un plan nacional, fortalecer a emprendedores locales y hacer un abordaje territorial de la población a la que estamos apoyando”, señaló.

Consultada acerca de si ve más crisis en Río Grande, dijo que hay más casos pero lo atribuyó a que “hay más cantidad de habitantes. Por ahí la zona fabril tiene un efecto y no lo vamos a negar, pero el ministro Vázquez está trabajando fuertemente en el plan de obras para generar puestos de trabajo para toda la provincia. Todas las carteras del Ejecutivo trabajan para generar puestos de empleo”, aseguró.

Respecto de la situación de los comedores en las escuelas, dijo que “esa información la tiene el Ministro de Educación, yo puedo decir a cuántos comedores llegamos nosotros. En Río Grande estoy llegando a diez comedores, que tienen copa de leche y algunos un comedor. En Ushuaia hay siete y en Tolhuin hay cuatro. En Río Grande podemos llegar a 460 personas, en Ushuaia son 315 personas y en Tolhuin son 117, entre niños y grandes”.

Lo que se provee lo define cada comedor. “Es según la demanda de ellos y lo que nosotros nos podemos comprometer. Es leche, alimentos secos envasados. Difiere mucho la cantidad de familias y ellos son los que nos dan los datos de las familias que van asistiendo”, indicó.

No pudo precisar si se está atendiendo más gente. “Nosotros le entregamos al comedor. Si hay más gente que atienden, la verdad que eso lo maneja cada comedor. Nosotros estamos en contacto con el comedor y ellos dicen si necesitan más leche, galletitas, o arroz, y lo van teniendo en el día a día”, concluyó.