Breves
El Concejo de Ushuaia aprobó en el día de ayer por mayoría el presupuesto municipal con recursos estimados en 4050 millones de pesos.
El Concejo de Ushuaia aprobó en el día de ayer por mayoría el presupuesto municipal con recursos estimados en 4050 millones de pesos.

“El presupuesto responde a las necesidades de la ciudad”, afirmó Pino

El presidente del Concejo Deliberante de Ushuaia, Juan Carlos Pino, valoró la aprobación del proyecto presupuestario para el próximo ejercicio económico. Subrayó que no sólo contiene actividades en materia social y deportiva sino también lo que tiene que ver con la obra pública, lo que constituye “la vértebra de crecimiento de la ciudad”. Cabe remarcar que el presupuesto aprobado estima ingresos por 4050 millones de pesos para el próximo año, de los cuales el 22% está destinado a obras públicas. Se redujo de 500 millones de pesos a 295 millones de pesos el monto de necesidad de financiamiento, donde cada vez que sea necesaria la toma de un préstamo, intervendrá el Concejo Deliberante, autorizando cada una de esas operaciones y teniendo en cuenta las distintas variables financieras de ese momento. Tras la aprobación del presupuesto 2019 por 5 votos a 2, la décima sesión, pasó a cuarto intermedio para el próximo viernes 14 a las 11 horas en la sala de comisiones del Concejo capitalino.

 

Ushuaia.- Con más de 60 asuntos en el orden del día, los concejales sesionaron este miércoles en el gimnasio del barrio La Cantera, donde por mayoría aprobaron el proyecto de presupuesto 2019, en la última sesión ordinaria de 2018.

El proyecto fue aprobado con cinco votos por la afirmativa correspondientes a los concejales Juan Carlos Pino (PJ-FpV), Hugo Romero (FpV), Juan Manuel Romano (UCR), Silvio Bocchicchio (ECoS) y Tomás Bertotto (PRO), mientras que por la negativa votaron los concejales mopofistas Ricardo Garramuño y Gastón Ayala.

El presidente del Concejo Deliberante de Ushuaia, Juan Carlos Pino (PJ-FpV), realizó una férrea defensa del proyecto presentado por el Ejecutivo Municipal.

“Se trata de un presupuesto que refleja muchas de las cosas que hoy el Ejecutivo tiene como principio, no solamente contener las actividades en materia social y deportiva sino también lo que tiene que ver con la obra pública que es lo que le deja a la ciudad como vértebra de crecimiento y que contempla apertura de calles, asfalto, playones deportivos, gimnasios, en síntesis tiene que ver con mejorar muchas de las situaciones que se dan en nuestra ciudad”, consideró el edil.

Pino señaló que producto del contexto económico poco favorable para todos los argentinos, para la provincia y los municipios, el presupuesto es acotado pero se enfoca a las prioridades que tiene la ciudad. Sostuvo que se trata de una distribución “justa y equitativa”.

El concejal detalló que muchas de las obras que están contenidas en el presupuesto tienen que ver con los 185 millones de pesos destinados a la urbanización General San Martín, un monto elevado en relación a un presupuesto acotado; con el asfalto de la calle De la Estancia, que prioriza a las 5200 familias que viven en el sector del Pipo y con un mejoramiento del sector de Andorra donde viven 1800 familias.

Asimismo, prevé el mejoramiento de 18 playones deportivos, de plazas y escaleras.

“Hubiese sido más fácil tomar decisiones que tengan que ver con el mejoramiento de algunos sectores, obras que no se hacen hace muchos años, hubiese sido más fácil tomar decisiones de pavimentar únicamente y que eso electoralmente hubiese significado otra cosa. No obstante se tomó la decisión de encarar el tema de las urbanizaciones, instalar los servicios, levantar asfalto y hacer hormigón tampoco es fácil, es mucho más costoso pero entendemos que eso va a perdurar en el tiempo y eso es un ahorro del Municipio en el tiempo “, enfatizó.

“Tendremos un presupuesto acotado pero que da un sinnúmero de soluciones a un sinnúmero de necesidades que hoy tiene la ciudad. Por supuesto que no alcanza como no alcanza en muchos sectores de la administración pública provincial. Como experiencia tengo que decir que durante el año 2018 hubo incrementos en el presupuesto, tuvimos que incorporar más dinero al presupuesto municipal, dinero proveniente de la coparticipación, de los recursos que hoy tiene el Estado provincial hacia el municipio. Esos recursos fueron destinados a obras públicas, a lo que tiene que ver con mejorar la calidad de vida de la gente y eso lo vemos reflejado en cada uno de los presupuestos”, evaluó.

Puso de relieve que “otra hubiese sido la situación si esos recursos se hubiesen destinados a incrementar salario. Sin embargo la decisión del intendente fue la obra pública”.

El concejal justicialista recordó que el presupuesto 2019 “ha sido debatido y discutido en las distintas comisiones, con los distintos funcionarios que han pasado por el Concejo Deliberante”.

Finalmente, consideró importante la necesidad de contar con un presupuesto aprobado para tener un control de las cuentas públicas lo cual sería mucho más difícil si el presupuesto hubiera sido reconducido.

“Sin embargo como oficialismo optamos por tener un presupuesto aprobado para que se ejerza el control sobre ese presupuesto aprobado y no dejar al azar de suspicacias de cualquier tipo”, ponderó.

 

Bocchicchio valoró la incorporación al presupuesto de obras para distintos sectores de la ciudad

 

El edil de ECoS incluyó trabajos de infraestructura y saneamiento para el barrio Kaupen, El Cañadón y 30 Viviendas.

Al respecto Bocchicchio del partido ECoS destacó “el haber logrado incorporar al presupuesto municipal 2019, el traslado definitivo del barrio El Cañadón, primera etapa, donde declaramos la emergencia socio-urbano-ambiental; la pavimentación de la calle José María Castiñeira de Dios del Bº 30 Viviendas, como así también trabajos en la calle Karukinka Norte del Kaupen”.

Respecto a la situación del Bº El Cañadón, el edil especificó que “prevé un plan plurianual para el traslado definitivo de las 105 familias que viven en ese sector hacia otro barrio más seguro para su residencia definitiva, teniendo en cuenta que están ubicadas en un lugar de alto riesgo”.

A su vez, Bocchicchio remarcó que “logramos incorporar obras que no estaban y que eran parte de las prioridades de la ciudad, como el resarcimiento a los vecinos de las 30 viviendas que han pagado la contribución por mejoras y el municipio no hizo la pavimentación, y ahora está incluido en este presupuesto”.

“La calle Karukinka Norte entre Yowen y Leum era una deuda en materia de pluviales, se inunda constantemente anegando esa cuadra, debiendo defensa civil municipal asistir con equipos y personas para desagotar este sector, ahora hemos logrado que se incorpore al banco de obras del año próximo”, aseguró.

Por otra parte, el edil dijo que la corrección del artículo de la deuda fue central, explicando que “de 500 millones de pesos se redujo el monto a 295 millones de pesos de necesidad de financiamiento, es decir cada vez que sea necesaria la toma de un préstamo, intervendrá el Concejo Deliberante autorizando cada una de esas operaciones y teniendo en cuenta las distintas variables financieras de ese momento”.

“Un presupuesto reconducido en un año electoral nunca es bueno, permite discrecionalidad en la asignación de partidas y reduce la capacidad de control, es algo que lo vivimos en el año 2015. Del debate político surgieron correcciones de los distintos bloques que permitirán al municipio ejecutar su plan, mientras el Concejo aportó su visión respecto de las necesidades de la ciudad”, valoró.

 

Para Romano la “discusión por el presupuesto demostró madurez institucional y capacidad de consenso”

 

En relación a la aprobación del presupuesto municipal para el 2019, el concejal Juan Manuel Romano dijo que “es importante resaltar que este proyecto de presupuesto que estamos aprobando, se discutió, se modificó y refleja obras pedidas por los vecinos de Ushuaia. Claramente es mejor que lo que se mandó originalmente, y además cada uno de los actores políticos y sociales pudo explicar y justificar lo presentado. El Ejecutivo hizo el proyecto que creía mejor, los concejales lo discutimos y escuchando a los vecinos pedimos modificarlo, y ahora lo aprobamos, brindando la herramienta al Ejecutivo, y reservándonos la instancia de control, como corresponde”.

“Acá nadie ocupa lugares que no tiene que ocupar, lo digo para diferenciar la búsqueda de consenso y discusión que se da acá y lo que estuvimos escuchando en estos días con el tratamiento del presupuesto en Río Grande, donde se trató de paralizar la capacidad del Ejecutivo de gestionar obras y acciones para la ciudad”, dijo Romano.

Acerca del trabajo en comisión con el presupuesto, Romano detalló que “más de un mes debatimos y analizamos el presupuesto 2019 con la presencia de funcionarios y el Secretario de Gobierno que acompañó a todas las áreas. Desde la primera reunión pedimos cambios y el Ejecutivo accedió, pedimos que se incluyan obras, que se baje la deuda y otros cambios que fueron contemplados, tenemos el compromiso de incorporar sectores en el banco de obras, no hay que escaparle al diálogo y a la discusión”.

“El presupuesto es la herramienta que marca lo que se llevará adelante, específicamente en la actualidad se suma la particularidad de un contexto nacional que cambia permanentemente. Para poder gestionar se necesitan recursos y para eso se necesita un presupuesto. Si no tenemos un presupuesto aprobado y necesitamos un reconducido, caemos en un error, porque esto no es el proceso que corresponde y que permite el seguimiento que merece. Pongamos en valor lo que pasó en nuestro Concejo Deliberante, la voluntad del Ejecutivo, la búsqueda permanente de consenso. El presupuesto de la ciudad es lo que nos permite realizar, visibilizar y entender las políticas que se van a llevar adelante. Un presupuesto es planificar, programar, es controlar, es seguir y evaluar. Tenemos un presupuesto con los cambios que hemos pedido, se redujo el monto del pedido de deuda, el pedido de empréstito va a ir con un proyecto aparte. No concibo controlar o evaluar una gestión sin un presupuesto aprobado. Vamos a controlar como lo hemos hecho desde hace muchos años”, finalizó Romano.