Breves
La Ley de Tránsito 20.068 de Chile penaliza con multas a los conductores de los autos con vidrios polarizados.
La Ley de Tránsito 20.068 de Chile penaliza con multas a los conductores de los autos con vidrios polarizados.

El Cónsul de Chile brindó detalles de los pasos fronterizos

El Ministro Consejero Francisco Fuenzalida, Cónsul General de Chile en Río Grande brindó detalles de la atención en los pasos fronterizos de San Sebastián Monte Aymond y Radman, sobre la documentación y elementos obligatorios para transitar rutas chilenas y asimismo ratificó la prohibición legal de circular en vehículos con vidrios polarizados.

Río Grande.-  El Cónsul General de Chile en esta ciudad, Ministro Consejero Francisco Fuenzalida, fue consultado sobre los pasos fronterizos y cómo se preparan los funcionarios chilenos para el éxodo vacacional de los fueguinos.

“La frontera está abierta las 24 horas, eso comenzó a ser efectivo desde el 1 de noviembre hasta 1 de abril y esto es para los pasos de San Sebastián y Monte Aymond. En el caso de Radman, el horario será desde las 8 de la mañana hasta las 22 horas”, detalló el dignatario.

En relación a la barcaza, el Cónsul precisó que “en el caso de los transbordadores tienen un horario desde Punta Delgada hacia Bahía Azul desde las 8:30 horas y desde Bahía Azul el último cruce es hasta las 3:05 de la madrugada, obviamente esto está sujeto a las condiciones climatológicas”.

En relación a la documentación “dijo que es prácticamente la misma del año pasado; es decir, la documentación del vehículo, la licencia de conducir, la tarjeta verde, el Seguro de Accidentes Personales –SOAPEX-, el kit de seguridad que incluye los triángulos, las balizas, extintores, el chaleco amarillo y silla o alzadores para los menores de nueve años de edad”.

Recordó que estos requisitos son obligatorios para todos, tanto los solamente van en tránsito al continente como para aquellos que tienen destinto en alguna localidad chilena. “Esto es controlado por Carabineros de Chile que tiene jurisdicción sobre todas las carreteras chilenas y sus efectivos controlan la velocidad y que se cumpla con toda la reglamentación para transitar”.

En este sentido y observando que las rutas chilenas están en excelentes condiciones, el diplomático chileno recomendó tener cuidado con la velocidad. “Hay que tomar muchas precauciones, especialmente en algunos tramos donde falta señalética y en otros donde se están haciendo trabajos viales, para evitar accidentes y no tengamos que lamentar ninguna desgracia”.

Con respecto a la atención en los pasos fronterizos, el Cónsul dijo que “tengo entendido que ya están reforzados con personal que ya está su número establecido y de acuerdo a los últimos convenios, se harán los tramites en la forma más expedita posible”.

“Lo ideal es que la gente vaya paulatinamente, que se pongan de acuerdo para que no vayan todos a la misma hora para no atosigar o agobiar a los funcionarios públicos”.

Finalmente recordó que “ya está implementado de que cuando ingresen a Chile lo hagan por el lado derecho y lo propio para los que ingresan a Argentina viniendo desde el norte”.

 

Vidrios polarizados

 

Por otra parte, el Cónsul General de Chile en nuestra ciudad recordó que “hay una ley nacional en Chile que rige para todo el universo de personas, sean chilenos, argentinos o de cualquier otro país que circule con un rodado con vidrios polarizados por las rutas chilenas y esa norma establece el vidriado del vehículo debe perfecta visibilidad desde y hacia el interior del vehículo”.

Se trata justamente de la Ley de Tránsito 20.068 de Chile que penaliza con multas a los conductores de los autos con vidrios polarizados.

La misma ley es clara y establece que el parabrisas (vidrio delanteros) no pueden ser polarizados y en la parte posterior se permite un polarizado manteniendo la transparencia, con un 20 ó 25% de visibilidad.

Insistió en que “la ley es general y se aplica en todo el territorio nacional, tanto para residentes, como para extranjeros que utilicen las vías nacionales”.

Recordó que las rutas nacionales pueden ser “fiscalizadas por cualquier autoridad chilena que se encuentra en el lugar, pero el no hacerlo correctamente puede generarles una sanción para ellos mismos, si no aplican las leyes vigentes”.

Además observó que “ningún acuerdo diplomático bilateral puede soslayar lo dispuesto por una ley nacional vigente para todos. Lo que hay que hacer, es cumplir con la norma, caso contrario, afrontar una posible sanción”.

“La única ciudad argentina, por lo menos que tengo conocimiento, es Río Grande que tiene una norma local, una ordenanza, que permite el polarizado, pero no obstante esto no rige en Chile ni en otros lugares de Argentina en los que también podrían ser multados”, indicó finalmente.