Breves
paritaria-docente-ya (1)

SUTEF

Docentes se preguntan dónde está el ministro de Educación

El sindicato docente volvió a cuestionar el rol del Ministro de Educación, Diego Romero. Advierten sobre la situación del sistema educativo al iniciarse el nuevo ciclo lectivo y se refieren al estado de los edificios y la pérdida de puestos de trabajo. “Es necesario que de manera urgente se abran las paritarias. Sin diálogo no hay paz, sin paritarias no hay inicio normal de clases”, alertaron.

 

 

 

En un comunicado el sindicato docente expresa que “Desde hace años febrero es por excelencia el mes donde todas las expectativas están puestas en las paritarias docentes. Es el mes donde las organizaciones gremiales, federaciones, confederaciones y principales referentes hacen declaraciones fijando posturas. A lo largo y a lo ancho del país los ministros, gobernadores y hasta el presidente sientan sus posiciones”.

 

Luego advierten que “éste 2017 en Tierra del Fuego nos preguntamos:¿Dónde está el ministro? Diego Romero es el actual Ministro de Educación de Tierra del Fuego, sin embargo al día 14 de febrero no se sabe nada de él”, remarca el comunicado.

 

Mencionando que “Llego el día de presentación de los docentes en las Instituciones y muchos edificios escolares no están en condiciones, no cumplen con las normas de seguridad e higiene mínimas. Tal es el caso de la Escuela N° 39, la Escuela N° 22, el Jardín Nº 10. Además, el Polivalente de Arte de Ushuaia está en obra, la obra de refacción del José Martí del edificio de la calle Fadul no está finalizada aún, la Escuela Especial Kayú Chenén  no tiene calefacción en el SUM, los docentes de la escuela de Lago Escondido no pueden asistir dado que no está disponible el transporte del ministerio. La situación es la misma en la ciudad de Río Grande donde los docentes de la  Escuela N° 14, del Jardín N° 26 y del Colegio Antártida Argentina no pudieron asistir a sus lugares de trabajo por el mal estado en que se encuentran”, puntualiza el texto del sindicato docente.

 

Agregando además que “El Colegio Haspen no funciona en ninguno de los tres turnos. El Colegio Soberanía Nacional se encuentra sin agua, el Jardín Nº 26 sin calefacción. La Escuela Nº 2 y la Nº 27 que funcionan en el mismo edificio están en obras. Es importante resaltar el caso de la Escuela N° 14 ya que durante todo el año 2016 estuvo en refacción, con una gran inversión y sin embargo sigue teniendo los mismo problemas que tenía. Dónde está el ministro?”, vuelven a preguntarse

 

Más adelante recuerdan que “Durante el 2016 tuvieron aprobada la Ley de Emergencia Edilicia con la cual podían utilizar recursos discrecionalmente y evitar los controles y procesos de contratación, sin embargo durante las reuniones de presupuesto del 2017 no pudieron justificar el gasto de la partida, ningún legislador, ni ningún ciudadano pudo saber qué hicieron con ese dinero. Vergonzosamente, incluyeron en el segundo paquete de leyes el pedido de la extensión de la Ley de Emergencia Edilicia para el 2017. Dónde está el ministro?”, insisten.

 

Reiterando la misma pregunta del párrafo anterior, el sindicato docente señala luego que “una particularidad de este comienzo 2017 fue que al presentarse muchos docentes de las escuelas medias se encontraron con la novedad de que sus horas o cargos fueron dados de baja. Esto significa pérdida de puestos laborales, docentes sin trabajo”.

 

“Nuestra organización, ante la negativa del gobierno de convocar a mesa de negociación, en agosto de 2016 presentó un recurso judicial para que la paritaria sea convocada tal como lo establece la Ley Nº 424 que regula la Paritaria Docente en Tierra del Fuego. Solicitamos que funcione la Comisión de Convenio Colectivo de Trabajo para que así el Ministerio de Educación deje de regular nuestra actividad por decretos y resoluciones, pero no obtuvimos respuestas. Dónde está el ministro?”, se preguntan una vez más

 

El documento concluye manifestando: “Es por ello que es necesario que de manera urgente se abran las paritarias. Sin diálogo no hay paz, sin paritarias no hay inicio normal de clases, sin aumento salarial no hay dignidad de los trabajadores, sin respeto por el Convenio Colectivo no hay estabilidad laboral ni carrera docente, sin política educativa no hay educación pública. Sin Ministro, no hay responsables?”, rematan.