Breves
El ministro de Economía, Martín Guzmán, lideró los anuncios económicos.
El ministro de Economía, Martín Guzmán, lideró los anuncios económicos.

Detalles de las medidas económicas del Gobierno nacional

El ministro de Economía, Martín Guzmán, encabeza el acto, acompañado por sus pares de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y de Agroindustria, Luis Basterra. Se trata de baja de impuestos, como las retenciones para el agro y la minería, y a la renta financiera, entre otras medidas.

Buenos Aires.- El ministro de Economía, Martín Guzmán, anunció esta tarde en la Casa de Gobierno una batería de medidas tendientes a generar una mayor oferta de dólares en el último trimestre del año y garantizar así la estabilidad cambiaria. La mayoría apunta a impulsar las exportaciones de los sectores agropecuario, industrial, petrolero y minero, mediante rebaja de retenciones y aumento en los reintegros.

Guzmán arrancó poco antes de las 19 y dijo que la economía mostró en septiembre la primera suba real en la recaudación tributaria del año, recordó la importancia del proyecto del presupuesto 2021 y dijo que las medidas anunciadas buscarán promover las exportaciones y el desarrollo de importantes sectores como el de la economía del conocimiento y de la construcción. Además, reveló que el Banco Central adoptó una serie de medidas para “armonizar” las diferentes tasas de interés, de modo tal que el crédito pueda canalizarse hacia el sector privado.

Acompañan a Guzmán en el anuncio sus pares de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y de Agroindustria, Luis Basterra. Por el sector privado, fueron invitados los titulares de la UIA, Miguel Acevedo, de la Cámara Argentina de la Construcción (Camarco); Iván Szczech; de la Cámara Argentina de Empresarios Mineros (CAEM), Alberto Carlocchia; y de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires y portavoz del Consejo Agroindustrial Argentino (CAA), Jose Martins.

También participan de la reunión el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera Argentina (Ciara), Gustavo Idígoras, el coordinador de la Mesa de las Carnes, Dardo Chiesa; el vicepresidente Pyme de la UIA, Miguel Angel Rodríguez, y el secretario de la central fabril, David Uriburu.

“Hoy anunciamos un conjunto de medidas que tienen que ver con el sendero del manejo de la macroeconomía, con el promover sectores clave para el desarrollo de bienes exportables y promover el mercado interno, en particular, la construcción, que va a jugar un rol clave en la recuperación económica”, remarcó Guzmán, durante la presentación de la batería de anuncios que luego pasó a detallar.

 

Las medidas anunciadas son las siguientes:

 

-Compensación y estímulo a pequeños productores de soja y cooperativas, en función de lo prometido en la Ley de Solidaridad sancionada en diciembre pasado. La inversión pública de hasta $11.550 millones para el sector.

-Reducción de retenciones de forma transitoria (por tres meses) para el complejo sojero. Bajan las alícuotas tanto para las ventas al exterior de grano de soja, que disminuirá del 33% al 30%, como para sus principales derivados. Para los aceites, la reducción llega al 27%, convergiendo a entre 30 y 31% en enero 2021.

 

-Cambios en el esquema de derechos de exportación y reintegros para el sector industrial, con el fin de incentivar la producción con alto valor agregado, fomentar la industria argentina y el empleo de calidad; y diversificar y complejizar la canasta exportadora. Concretamente, para los bienes finales industriales, los derechos bajan a 0%, en tanto que los de los insumos elaborados industriales, al 3%. En el caso de automotriz, la baja al 0% de bienes finales es solo para las exportaciones incrementales extra Mercosur.

-Se eleva el piso de reintegros a la exportación en función del valor agregado: suben los de los bienes finales industriales al 7% y los de los insumos elaborados industriales, a 5%.

-Reglamentación de la Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva que estableció un tope del 8% para los derechos de exportación de los metales. Bajan las retenciones desde el 12% actual.

-Para el sector de la construcción, se trabaja en dos proyectos de ley:

Por un lado, una iniciativa que prevé beneficios impositivos para estimular la inversión en proyectos nuevos. En el caso de Bienes Personales, se plantea la exención durante tres años sobre los activos financieros que se apliquen a nuevas construcciones. Además, se propone el diferimiento del Impuesto a las Ganancias y el tributo sobre las Transferencias de Inmuebles correspondiente al aporte de un inmueble (por ejemplo, un terreno) a un proyecto de construcción hasta el momento de finalizada o cobrada la obra.

Por otro lado, se propone la creación de un Fondo Fiduciario de Cobertura y Promoción para brindar sustentabilidad al sistema de Crédito Hipotecario. El fondo será autosustentable: se financia con aportes de las entidades financieras y con una porción de la cuota del crédito; y será administrado por la Agencia Hipotecaria Argentina, que se crea con el objetivo de promover el Crédito Hipotecario Bancario y movilizar el ahorro nacional, profundizando el mercado financiero en pesos.

-Lanzamiento de planes exportadores para generar ahorro de divisas. Serán para sectores específicos con potencial exportador y con posibilidades de sustituir importaciones que permita ahorrar divisas y generar empleo. Entre los sectores, se destacan carnes, vinos, economía del conocimiento, automotriz, petróleo y gas, foresto industrial, textil, calzado, minería y metalmecánica.

A su vez, Guzmán hizo referencia a medidas que anunciará el Banco Central (BCRA) cuando finalice la reunión de Directorio -aún siguen reunidos- y que, según anticipó, buscan una “armonización de lo que se conoce como la estructura de la tasa de interés”. “En pandemia, tuvimos que recurrir al financiamiento del BCRA y generar condiciones crediticias para contener a distintos sectores de la economía. Es hora de ir avanzando y poder definir gradualmente la tasa de interés que sea la referencia de toda la sociedad y que el sistema financiero canalice el ahorro del sector privado en inversiones productivas”, afirmó Guzmán.

Por otra parte, el ministro también adelantó que el martes próximo el Tesoro licitará un instrumento en pesos atado al valor del dólar -dólar linked- para “el que quiera atar al dólar sus tenencias en pesos se asegure de que mantendrán su valor”, dijo Guzmán. “Reafirmamos nuestro compromiso de que mantendremos la estabilidad del tipo de cambio real. Buscamos que los activos en pesos tengan rendimientos positivos en términos reales”, agregó.

Además, adelantó que enviarán un proyecto de ley que desgravará Bienes Personales a los activos financieros en pesos, como por ejemplo las Obligaciones Negociables, con el objetivo de generar una situación más virtuosa para el financiamiento de inversiones productivas.

Varias de las medidas que fueron anunciadas son parte de las propuestas que los propios sectores les fueron acercando en los últimos meses, con el objetivo de generar divisas y dinamizar la actividad productiva. En el caso del sector agropecuario, las definiciones que finalmente tomó el Gobierno no lograron el respaldo de los privados, que esperan luego ser convocados a una mesa de discusión formal.

 

La lista de nuevas medidas económicas

 

Sector financiero: Guzmán destacó que la Secretaría de Finanzas licitará el martes próximo un instrumento en pesos atado al valor del dólar.

“Se está ofreciendo un instrumento para quién quiera atar al dólar a sus tenencias en pesos de modo de asegurarse que van a mantener su valor al mismo tiempo que dada la política del tipo de cambio real, que reafirmamos, apuntamos a que haya un mayor rendimiento para los activos en pesos que tengan rendimientos positivos en términos reales a tasas que sean sostenibles y que todo esto contribuya a continuar generando mejores condiciones de crédito para el desarrollo del sector productivo, para las empresas, para las pymes como parte de ese universo”, expresó.

 

Sector agroindustrial: Compensación y estímulo a pequeños productores de soja y cooperativas. Inversión pública de hasta $11.550 millones para el sector. Las compensaciones a los pequeños y medianos productores se dan mayores para las regiones más alejadas del núcleo del país. Esto tiene claramente un carácter de desarrollo federal que es parte del principio sobre el cual se sienta nuestra estrategia de desarrollo económico.

 

Esquema de derechos de exportación para el complejo sojero: se reducen las alícuotas de forma transitoria tanto para las ventas al exterior de grano de soja como para sus principales derivados. Guzmán detalló: “Se reduce del 33% actual al 30% en octubre, creciendo a 31,5 en noviembre, 32 en diciembre, convergiendo al 33% en el mes de enero” y agregó “hay reducciones para aceites de soja crudo, aceites de soja refinado envasado, cáscaras de soja y biodiesel, para aceites la reducción llega al 27% en octubre, convergiendo a entre el 30-31% en enero del 2021, estableciendo una brecha entre el grano y los aceites. Y para el biodiesel se reduce la alícuota del 30% al 26% en octubre del 2020, convergiendo al 29% en enero del 2021”.

 

Sector industrial: “Se está modificando el esquema de derechos de exportación y de reintegros a la exportación con una mirada estratégica que busca incentivar la producción con mayor generación de valor agregado, incentivar las exportaciones y diversificar la canasta productiva al mismo tiempo que se promueve la creación de empleo”, aseguró Guzmán.

 

Medidas

 

– Baja de los derechos de exportación de los bienes finales industriales a 0% y de los insumos elaborados industriales al 3%. En el caso de automotriz, la baja al 0% de bienes finales es solo para las exportaciones automotrices incrementales extra Mercosur.

– Subimos el piso de reintegros a la exportación en función del valor agregado: subimos los bienes finales industriales a 7% y de los insumos elaborados industriales a 5%.

 

Medidas vinculadas al sector minero

 

– Reglamentación de la Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva que estableció un tope del 8% para los derechos de exportación de los metales. “Es una reducción de los derechos de exportación de metales al 8%, partiendo del 12% actual, que es el tope el 8%”, se detalló en la conferencia de prensa.

 

Medidas vinculadas a la industria de la construcción

 

Se trabaja en dos proyectos de Ley:

Beneficios impositivos para estimular la inversión en proyectos nuevos

 

– Bienes Personales: Exención durante tres años sobre los activos financieros que se apliquen a nuevas construcciones. “Estaremos enviando al Congreso un proyecto de ley que desgrabará de bienes personales a los activos financieros en pesos, la parte que hoy aún está grabada, activos como las obligaciones negociables generando una situación más virtuosa para el financiamiento de inversiones productivas”, explicó el ministro.

– Impuesto a las Ganancias: Se difiere el pago del Impuesto a las Ganancias y del Impuesto sobre las Transferencias de Inmuebles correspondiente al aporte de un inmueble (por ejemplo, un terreno) a un proyecto de construcción hasta el momento de finalizada o cobrada la obra.

-Creación de Fondo Fiduciario de Cobertura y Promoción para brindar sustentabilidad al sistema de Crédito Hipotecario

– Financiamiento: El fondo será autosustentable, se financia con aportes de las entidades financieras y con una porción de la cuota del crédito.

– El fondo será administrado por la Agencia Hipotecaria Argentina, que se crea con el objetivo de promover el Crédito Hipotecario Bancario y movilizar el ahorro nacional, profundizando el mercado financiero en pesos.

 

Lanzamiento de planes exportadores y generar ahorro de divisas

 

– Para sectores específicos con potencial exportador y con posibilidades de sustituir importaciones que permita ahorrar divisas y generar empleo. Entre los sectores se destacan carnes, vinos, economía del conocimiento, automotriz, petróleo y gas, foresto industrial, textil, calzado, minería y metalmecánica.