Breves
La responsable del crematorio de la Cooperativa Eléctrica, Paula Liscio, dio a conocer por Radio Universidad 93.5 la tarea que vienen desarrollando para la disposición final de los restos de los fallecidos por COVID en la zona norte.
La responsable del crematorio de la Cooperativa Eléctrica, Paula Liscio, dio a conocer por Radio Universidad 93.5 la tarea que vienen desarrollando para la disposición final de los restos de los fallecidos por COVID en la zona norte.

Crematorio incineró 60 fallecidos con COVID-19

Paula Liscio, responsable del crematorio de la Cooperativa Eléctrica de Río Grande, informó sobre la tarea que vienen desarrollando para la disposición final de fallecidos con COVID-19 en la zona norte. Las primeras cremaciones se realizaron el 11 de agosto y llevan un total de 60, sobre 66 fallecidos hasta el momento. Hasta ahora son todos casos de Río Grande pero, al no contar ni Ushuaia ni Tolhuin con este servicio, serían derivados a las instalaciones de la entidad. Se ultiman detalles administrativos para abrirlo a toda la comunidad, y no sólo a casos de COVID-19.

Río Grande.- La responsable del crematorio de la Cooperativa Eléctrica, Paula Liscio, dio a conocer por Radio Universidad 93.5 la tarea que vienen desarrollando para la disposición final de los restos de los fallecidos por COVID en la zona norte.

“Las primeras dos cremaciones se realizaron el 11 de agosto y se hace a pedido de la institución donde se atienden las personas con COVID positivo por laboratorio. La institución solicita por nota la cremación de esas personas”, explicó.

Respecto de quién se hace cargo de los costos, aclaró que “es un tema que todavía no se ha definido. Hay una ordenanza municipal del año ’96 que preveía la creación del crematorio municipal. En su artículo 8° dice que será obligatoria la cremación de pacientes con enfermedades infecto-contagiosas o con enfermedades declaradas como epidemia por el Ministerio de Salud, y en este caso estamos hablando de una pandemia. En estos casos los protocolos recomiendan la cremación, o la inhumación en tierra, pero el cementerio no cuenta con una parcela especial para estos casos, por eso se ha dispuesto la cremación”.

“Al día de hoy hay 60 personas que fueron cremadas”, precisó, de las 66 fallecidas según el último parte. “Nosotros recibimos la documentación, hacemos los trámites ante el Registro Civil y la logística la hace Protección Civil de la provincia. Nunca procedemos sin avisar primero a la familia”, aseguró.

En el caso de Tolhuin y Ushuaia, que no tienen crematorio, “desconozco cómo se procede porque todavía no nos han informado nada. El crematorio está a disposición del gobierno y de la municipalidad para cuando lo soliciten”, indicó.

Si bien el crematorio hoy se usa para COVID-19, “estamos muy prontos a poder abrirlo a la comunidad toda. Esta pandemia nos encontró en pleno proceso de puesta en marcha del crematorio. El crematorio ya está habilitado y hay mucha gente esperando que se ponga en marcha el servicio para la disposición final de sus familiares”, afirmó.

“Actualmente estamos haciendo dos cremaciones por día, cuando contamos con toda la documentación. Cada servicio de cremación nos lleva entre tres y cuatro horas. Al día siguiente entregamos una urna en la sala de Perito Moreno, que es una urna de madera. Podemos cremar hasta dos y tres personas por día. Entre servicio y servicio se retiran todas las cenizas, y una vez que se limpió toda la cavidad del horno se incorpora el siguiente cuerpo”, detalló.

Consultada acerca de si trabajan desde la Cooperativa para que los asociados que pagan el servicio de sepelio puedan contar con el crematorio, dijo que “esa sería una de las cosas que nos estaría faltando definir para abrir el servicio a la comunidad. Actualmente la cuota del sepelio es de 200 pesos, cubre al titular y al grupo familiar directo, ascendientes y descendientes, es decir padres e hijos que convivan en el mismo domicilio, hasta los 25 años de edad. Ese servicio incluye el 100% del servicio a tierra. Cuando se solicita un servicio a bóveda o a nicho, se paga un adicional que es la diferencia en el precio de los ataúdes que se utilizan”.

“Si no están asociados a la Cooperativa, el servicio lo brindamos igual pero tienen que pagar el 100% del costo. Por eso hemos lanzado una campaña de adhesión y actualización. Estamos hablando de alrededor de 50 mil pesos para el servicio a tierra y de 71 mil para bóveda o nicho”, precisó.

Si bien en Río Gallegos ronda los 90 mil pesos el costo por cremación, sería muy inferior en Río Grande: “Estamos evaluando los costos y estimamos que va a rondar los 30 mil pesos, pero todavía no tenemos los números finales. El servicio va a estar disponible para toda la provincia y todo aquel que lo solicite. Hoy sólo estamos atendiendo casos de COVID-19. Nos faltaría ultimar un par de detalles administrativos en la Cooperativa para poder abrirlo a la comunidad”, concluyó.